Review del nuevo disco en solitario de Ronnie Atkins

Hace pocas semanas homenajeábamos a Ronnie Atkins en la web, y comentábamos que «en breve» tendríamos aquí su primer disco en solitario. Pues bien, es el momento entonces de hablaros de este «One shot», del que comenta sus impresiones David Esquitino:

Logo

RONNIE ATKINS: “One shot” (Frontiers)

Quizás el título, si no sabes qué disco es éste, te pueda despistar un poco. Personalmente espero que no sea ni el último chupito que “me tome” con Ronnie Atkins, ni la última bala en su recámara. Por otro lado, y como ya os contamos tanto en el programa de radio dedicado a su carrera (que podemos escuchar aquí) como en los artículos que repasamos su biografía hace poco (en tres partes: 1, 2 y 3), al gran cantante danés le queda poco tiempo de vida y de alguna manera nos quería dejar testimonio de su punto de vista más personal quizás con un disco en solitario. Y así surge, nace y aquí tenemos “One shot”…

Un disco valiente, intimista, melódico… sí, y subjetivamente me quito el sombrero y a la vez es imposible no escucharlo con un extra de cariño. Pero por otro lado hay que ser justos, porque objetivamente se queda en buen disco sin más. Ojo, suena bien, buenos temas, letras muy significativas y expresivas, y un punto de calidad y clase que SIEMPRE ha impreso Ronnie a sus trabajos y proyectos (sobre todo a los discos de PRETTY MAIDS, claro).

Ronnie Atkins

Al final, no es muy, o casi nada, diferente de los últimos trabajos de PRETTY MAIDS (vale, faltando además el punto de las guitarras y composiciones de Ken Hammer) y  acaba siendo un álbum melódico más pasado por la factoría de sonido, estilo e incluso imagen de los trabajos similares que edita Frontiers. Y esto no le quita necesariamente valor pero… esperaba más.

Por aludir a los aspectos técnicos, aparte del hecho de que es el primero (y de nuevo esperemos que no el último) en solitario del cantante de PRETTY MAIDS (y pieza clave del engranaje de AVANTASIA en los últimos años), hay que hablar de los colaboradores y participantes en este “One shot”. Así, ha contado con la ayuda de su compañero de banda y amigo, Chris Laney, que ha supervisado la producción junto con el reputado Jacob Hansen en la mezcla. Además, de ellos, quizás como principales protagonistas del disco junto a Atkins son también importantes:

Allan Sørensen (PRETTY MAIDS), Morten Sandager (PRETTY MAIDS), Pontus Egberg (KING DIAMOND y ex POODLES), Pontus Norgren (HAMMERFALL y ex THE POODLES), Kee Marcello (ex EUROPE), Oliver Hartmann (AVANTASIA y HARTMANN), John Berg, Anders Ringman, Linnea Vikström Egg (THERION) y Björn Strid (SOILWORK). Y como tal, el nivel instrumental del disco (y sonoro) es excelente pero… me falta lo que sí tiene PRETTY MAIDS, además de un extra de fuerza y de caña, y un punto menos de toque actual en sonido y en algunas guitarras y efectos vocales (buscado, por supuesto, y por eso no es más que una apreciación personal).

Tal vez esté siendo injusto o me esté dejando llevar por la idea de que si de alguna manera éste es el último disco de Ronnie Atkins (Dio no lo quiera), y con lo fan que uno es de PRETTY MAIDS, esperaba una obra maestra y no un disco de un corte un tanto más humilde como es éste. Buenos temas sin duda que contiene, desde los más movidos como “Scorpio”, “Picture yourself” o la fantástica “Before the rise of an empire” (todos ellos muy melódicos de todos modos), hasta los cortes más a medio tiempo como el propio single principal “One shot” (más pegadizo) o buenas canciones como “Miles away” (casi una balada) o la inicial “Real”. Y curiosamente al final el corte estrella del álbum, para mí, es la preciosa balada que cierra, “When dreams are not enough”, seguramente profética, un tema especial y por eso es la última en un disco como éste.

Ronnie

En fin, que repito para terminar las dos ideas que no se me van de la cabeza escuchando este disco: que espero que no sea el último con la voz de Ronnie Atkins, y a la vez que me esperaba más de un trabajo especial como éste. Buen LP, sí, sin duda pero… se queda a medias. Ojo, seguramente él no tuviera expectativas superlativas con el mismo sino sólo hacerlo, sacarlo y que todos lo disfrutemos.

Pues bien, bajo ese prisma… ¡objetivo conseguido! Y me quedo con eso, además de lo que me gusta escuchar la voz particular de un cantante tan especial como Ronnie Atkins, historia pura (y aún viva) de nuestra música. Pero como nos gusta decir en Corsarios, a los grandes les pedimos más, siempre…

Texto: David Esquitino (david.esquitino@redhardnheavy.com

Tracklist del disco:

Portada

  1. Real
  2. Scorpio
  3. One Shot
  4. Subjugated
  5. Frequency Of Love
  6. Before The Rise Of An Empire
  7. Miles Away
  8. Picture Yourself
  9. I Prophesize
  10. One By One
  11. When Dreams Are Not Enough

Músicos, colaboradores y participantes en el disco:

Ronnie

  • Ronnie Atkins: Voz y coros
  • Chris Laney: Guitarra rítmica, teclado y coros (y producción) 
  • Allan Sørensen: Batería
  • Morten Sandager: Teclado
  • Pontus Egberg: Bajo
  • Anders Ringman: Guitarra acústica
  • Pontus Norgren, Kee Marcello, Olliver Hartmann, John Berg, Chris Laney: Guitarras y solos
  • Chris Laney, Linnea Vikström Egg, Olliver Hartmann, Bjørn Strid: Coros adicionales
  • Jacob Hansen: Mezcla e ingeniero de sonido

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »