JUDAS PRIEST dominan el Metal con “Firepower”

Esperaba mucho de JUDAS PRIEST a medida que fueron haciendo adelantos de su nuevo material, pero “Firepower” ha sobrepasado todas mis expectativas.

JUDAS PRIEST – “Firepower” (Columbia Records / Sony)

Su anterior, “Redeemer of Souls” me pareció que cumplía con su papel (como os contamos en la reseña correspondiente), y de “Nostradamus” prefiero olvidarme salvo por temas contados. Sin embargo me descubro y hago reverencias ante este nuevo trabajo en estudio… ¿Por dónde empiezo a contaros cómo es? Pues quizá por la portada…

Titanicus adornando la portada del nuevo disco de JUDAS PRIEST

Yo la veo como un híbrido entre la de “Painkiller”, por la ambientación, y la de “Stained Class” por la criatura que la adorna, todo ello aderezado con un montón de nuevos elementos y alguno clásico, como el símbolo del grupo en la aleta/hombro del personaje o uno que me ha encantado: la frase en la contraportada que bautiza a la nueva bestia metálica como Titanicus. Es un detalle, pero cómo encontrar en la contraportada una frase descubriendo el nuevo monstruo de Metal (Heavy) como en “Defenders of the Faith” o “Painkiller” es un guiño a los fans de primera.

No me convence tanto el interior del libreto que no está a la altura de la imagen que ilustra la portada, ni los dibujos que ilustran la galleta del CD, muy “simplones” y poco significativos ni siquiera atractivos. Quizá en LP mejore por lo que se puede intuir, pero es algo básico para un disco del primer nivel y que cuenta, entendemos, con suficientes medios para cuidar todos los detalles.

Os decía antes que la portada me evocaba cosas de toda la carrera de PRIEST y lo mejor es que la música de “Firepower” también lo hace. Supongo que aquí entra la magia de Andy Sneap (productor de JUDAS PRIEST, ACCEPT, SAXON…), guitarra de los SABBAT alemanes en su momento, actualmente con HELL… y ahora  de JUDAS, al menos por esta gira. El empujón que ha dado al grupo es similar al que recibieron ACCEPT al empezar a contar con él como productor en “Blood of the Nations”. Hay voces que dicen que Andy Sneap hace sonar a todos los grupos igual… Bueno, quizás suenen “similares”, muy heavies de hecho y actuales a la vez, pero yo digo que no lo veo así, y que al hacer dupla a los mandos con el productor Tom Allom (quién colaboró con el grupo desde “Unleashed in the East” a “Ram it Down”), juntos han conseguido que “Firepower” sea tan potente como los discos de ahora, pero con un regusto clásico que pocas bandas contemporáneas consiguen ni buscándolo.

Rob Halford

El disco es largo, tiene 13 canciones y un interludio instrumental, pero no me da ninguna pereza que cualquiera se cuele en el repertorio de la gira. Es más, lo estoy deseando porque este es el material de JUDAS PRIEST más fuerte en décadas. Halford está en plena forma, tanto como para lucirse con agudos que llevábamos sin escuchar en estudio desde hace muchos, pero que muchos años… sin forzar ni buscar imposibles del antaño, pero subiendo duro.

Sobre las guitarras y quién las ha grabado tras la retirada de Tipton ha habido polémica, pero os voy a dar una opinión de fan personalísima y no de crítico: Tengo un disco de JUDAS PRIEST maravilloso entre las manos, verdaderamente a la altura de su leyenda, así que me importa un pito quién ha hecho el trabajo final en estudio pues lo ha hecho fenomenal. Si dentro de unos años se descubre que se ha ocupado de todo Richie Faulkner bien por él, si ha sido Andy Sneap, genial también. Muchísimas canciones de KISS las han grabado sólo uno de los miembros de la banda acompañado por sesionistas y son igual de buenas o mejores que cuando los cuatro estaban juntos en el estudio. La misma norma aplico a  un “Firepower” que, como fin, justifica todos los medios porque con él JUDAS PRIEST sientan cátedra de nuevo en el Heavy Metal.

Ya hablando de la música, para PRIEST sería muy fácil replicar “Painkiller”, y hay cortes que se aproximan a ese sonido como el tema título o “Evil Never Dies”, pero hay más, mucho más. Si medio conocéis la discografía de JUDAS, rápido descubriréis ecos de “Defenders of the Faith” en canciones como “Never the Heroes” o toques del gran “Resurrection” de HALFORD incluso. También me gusta cómo el grupo ha trabajado en hacer más canciones de tempo machacón que, con disfraz de rockeras, encierran muchísimo Metal. A lo largo de los años lo hicieron en “Bloodstone”, en “Heading out to the Highway” y ahora retoman esa línea con “No surrender” por ejemplo.

La formación que ha grabado el disco… o no.

También aparece la épica que tan bien manejaban JUDAS en los 70. Ésa que les permitió parir canciones como “Dreamer Deciever”, Beyond the realms of Death” o, completamente fuera de tiempo, vale, “Cathedral Spires” ya con Ripper y en el pozo negro de los 90. Pues bien, extraída de esta veta tenemos “Sea of Red”… Es sencillo, cualquier fanático de JUDAS va a poder trazar estos puentes con el material que más le guste del grupo a la primera escucha y en todas las canciones.

No hay experimentos raros, no hay idas de olla… Todo es perfecto, está en su sitio y, me vais a permitir que vuelva a ser más seguidor que periodista: he vuelto a emocionarme como con aquella cinta de “Ram it Down” que fue mi primer disco de JUDAS comprado y, a partir de la cuál, fui descubriendo todos los trabajos del que es mi grupo favorito, algo que a estas alturas seguro que ya habíais adivinado. Aún así, creedme, no estoy condicionado por mis preferencias para señalar que cualquiera que disfrute del buen (heavy) Metal va a sacarle provecho a “Firepower”.

El viejo heavy está muerto…¡Ja!… JUDAS son unos dinosaurios y están acabados… ¡Más Ja!… “Firepower” titánico para todos.

Texto: Pablo Mayoral (pablo@redhardnheavy.com)

Listado de temas: 

Doble vinilo

  1. “Firepower”
  2. “Lightning Strike”
  3. “Evil Never Dies”
  4. “Never The Heroes”
  5. “Necromancer”
  6. “Children of the Sun”
  7. “Guardians”
  8. “Rising From Ruins”
  9. “Flame Thrower”
  10. “Spectre”
  11. “Traitors Gate”
  12. “No Surrender”
  13. “Lone Wolf”
  14. “Sea of Red”

Comments

One thought on “JUDAS PRIEST dominan el Metal con “Firepower””

  1. rayitocampeon says:

    Pues si, para mi, disco del año, bueno, que año, de la de la década. Espectacular a todos los niveles. Desde la portada hasta el último solo.

    No necesita explicación, lo pones y pum te vuela la cabeza, heavy metal del de toda la vida, pero a diferencia de la mayoria de grupos que hacen una y otra vez lo mismo, aquí hay genialidad pura y canciones realmente grandes, para mi, es el “Children of the sun”. Cuando hagais un especial de esos vuestros tipo “grupos actuales vs grupos viejos” no pongais esto que va a resultar abusivo para los de ahora jajajajajajaja muchos dicen hacer heavy clásico, el problema es que es que todas las canciones suenan “a algo” (llámalo x grupo o lo que sea) pero en este disco hay personalidad y siendo largo como bien comentas, en ningún momento resulta aburrido, otro problema de los grupos actuales es que igual si tienes uno o dos temas curiosos pero el resto…. sin pena ni gloria, o “no está mal” pero… tampoco destaca, aquí no, aquí hay canciones inspiradas, punteos definidos, ritmos poderosos y una voz que yo no se de donde la saca Halford, será porque es DIOS, porque si no, no me lo explico.

    Larga vida y que vivan los Judas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »