¿Día de los Inocentes? Tracklist del 2020 – (Out)Spain edition

Este año no estamos con ánimo, o inspiración, para jugar a los Santos (o Malditos) Inocentes, qué bastante inocentada ha sido 2020. Lo que sí vamos a hacer es daros dos listas de canciones que, a nuestro entender, representan este año muy bien. Nacional e internacional… Vamos con los internacionales:

Eso sí, para que quede constancia: No pretendemos hacer apología de nada ni lista definitiva de nada, ni siquiera hacer el decálogo definitivo de canciones que hablen de virus, pandemias, confinamientos y vacunas. Tan sólo queremos sonreír un poco juntos escuchando buena música, y recordando este 2020 como lo ha sido: una jodido y triste broma e inocentada. ¿Empezamos el repaso musical de temas internacionales para este particular «Día de los Inocentes»?

  • MEAT LOAF – «Bat out of hell»:

Andábamos allá por comienzos de marzo tan contentos aunque un tanto moscas viendo que en China, lejísimos, llevaban unas semanas encerradas en sus casas. E incluso más cerca ya, en Italia, empezamos a ver las barbas del vecino remojar y ya estábamos un tanto más moscas (también cuando los establecimientos orientales empezaban a cerrar sin razón aparente). Se decía que podía haber algún tipo de virus que venía de los murciélagos chinos pero no teníamos mucha idea de lo que se venía encima. De lo que era / es, o de dónde venía sobre todo seguimos sin tener mucha idea pero bueno, 9 meses ya después lo mejor siempre es la música y lo de después. Y la verdad es que esto ha sido como ver un murciélago saliendo del infierno:

IRON MAIDEN –  «Virus»: 

Un virus, nos decían, un bichito pequeñito pero desconocido que había venido para quedarse, o al menos para jodernos un tiempo. Y todos alterados, alarmados y sin saber muy bien qué pasada o qué hacer. Nos cambió la vida, y nos hizo pensar que las películas de ciencia ficción, de catástrofes, de pandemias no estaban tan alejadas de la realidad. Incluso nos hizo pensar en la fragilidad de la vida, lo importante de las relaciones humanas y de lo fácil que puede resultar acabar con una sociedad, civilización e incluso cultura si alguien con poder real se lo propone.

¡Ah!, y el maldito virus nos impidió ver a IRON MAIDEN en 2020, ¿Quizás en 2021 podamos? Eso sí, no creo que toquen esta canción:

  • ACCEPT – «Pandemic»:

De repente nos hablaron, o nos dimos cuenta, de que esto era una pandemia… y no una pandemia de heavy metal precisamente. Y la vida se paró y el mundo se ensució. Miedo al principio, pero sobre todo incertidumbre y muchas dudas, muchas preguntas, mucho escepticismo y mucha inseguridad.

Desde el principio, acudimos al heavy metal como paño de lágrimas, pero también para que nos diera fuerza y entereza ante lo que estaba pasando, sin saber muy bien qué era. Mejor pandemic como metal disease, ¿no?

U.D.O. – «Infected»: 

Un poco en la misma onda, y siguiendo con el juego de ACCEPT nos pasamos a su ex cantante y su banda U.D.O. con este gran «Infected». Infectados… positivos, enfermos, hospitales desbordados, UCI´s llenas y el sistema sanitario desbordado. Hubo muertos, cierto, pero hubo también muchísimos curados y a la vez una gran parte de la población que de alguna manera lo sufrió en silencio o lo pasó de manera muy leve, incluso antes de saber qué les pasaba o qué tipo de gripe rara habían tenido.

No fue una broma ni lo es, pero lo «bueno» de todo esto es que se puso de manifiesto que invertir en salud y en medicina, y también en prevención e investigación es mucho más importante que salvar a los bancos o hacer carreteras de pago… o construir «hospitales», ejem. Pero Spain is different, ya sabéis (aunque fuera también han tenido lo suyo en países supuestamente avanzados…

MSG – «Doctor Doctor»: 

Vale, que sí, que la original es de UFO pero… ¡lo que diga Michael Schenker! Y a mí la versión que me gusta más es la de MSG y con Gary Barden, punto, jeje. En fin, sonríamos, que fue muy grave el hecho y la situación pero no sólo para los enfermos, familiares y demás sino para todos los sanitarios (y trabajadores) de los hospitales, ambulatorios, residencias también… fue de aúpa. Y aparte de lo difícil de la situación, las malas condiciones para trabajar, precariedad y las presiones y tensiones que soportaron, tuvieron que lidiar con la estulticia de la clase política y con el desprecio e irreverancia (puntual eso sí) de parte de la sociedad.

Gracias a ellos, seguimos aquí, así que vaya nuestro reconocimiento y aplauso a los sanitarios del mundo con la mejor canción del mundo:

  • ICED EARTH – «Plagues of Babylon»:

No somos nosotros precisamente culpables de ser un medio religioso o algo parecido, ni en Redhardnheavy o en Corsarios defendemos precisamente la religión. Pero es curioso cómo de repente se propagó la pandemia por todo el mundo, o más bien se empezaron a conocer casos en todo el mundo, y en todos los países. Que sí, que alguna manera pudo empezar en China (aunque esto no se sabe con seguridad), o fue un virus creado en laboratorios norteamericanos o en zona militar de cualquier parte en conflicto del mundo. E incluso de un experimento que salió mal o lo que sea… «nos da igual».

El caso es que se expandió rápido por todo el mundo como una plaga… y muchos pensaron que era / es un castigo de Dios (el que sea) a la Humanidad por nuestra avaricia, malas artes, mala praxis, egoísmo generalizado y deshumanización. En fin, no sabemos si son las siete plagas, pero el tema viene al pelo para representar esta idea:

  • MOTORHEAD – «Killed by death»: 

Ha habido muertos y ha habido momentos de tensión. E insisto, a nivel global y mundial… Un enemigo desconocido que se ha cebado con las personas mayores pero que nos ha dejado alerta y descolocados al resto de la sociedad. No estamos aquí para analizar si el virus es más o menos mortal, si se ha actuado bien o mal, o si hay una plandemia de eliminar a x porcentaje de la superpoblación mundial.

Ni idea, ni lo sabemos ni realmente lo queremos saber, pero es una realidad que nos hemos enfrentado en unos meses a una nueva modalidad de mortalidad que ha dejado el Planeta descolocado. Y nos ha dejado a todos tocados aunque no hundidos… Killed by death… 

CRIMSON GLORY – «The masque of the red death»:

No hemos hablado aún de mascarillas, de máscaras, de bailes de disfraces ni siquiera de mascaradas. En este caso dejamos los negacionismos, las plandemias o las conspiranoias aparte, que como las meigas, haberlas haylas, pero ése es otro debate. Ha sido, y aún es, un gran baile de máscaras en el que muchos se han favorecido, enriquecido y hecho negocio con ello, y otros, casi siempre los mismos, nos hemos visto bailando con la más fea… Pero bueno, mascarilla puesta y a sonreír, ¿qué remedio?

Seguimos con el Día de los Inocentes, que a veces debajo de la mascarilla, ya un «adorno» más que quizás ha venido para quedarse (al menos un tiempo), la cara de inocentes y pánfilos que se nos queda es importante.

HELLOWEEN – «I want Out»: 

No hemos hablado tampoco del confinamiento en sí. En nuestro país, que es el caso más directo que conocemos (aunque ha sido similar en todo el mundo, cada país con sus particularidades, períodos y demás) hemos tenido casi 4 meses de «arresto domiciliario». Y bueno, no seré yo el que diga que lo he pasado mal o algo así porque no ha sido así, pero no ha sido agradable y se ha hecho largo y pesado.

Hemos podido convivir más, trabajar en casa, ver más cine, series, documentales o deporte vintage que nunca, pero es cierto que en muchos momentos, y sobre todo ya al final queríamos gritar aquello de «I want out, to live my live and to be free!»… De hecho aprovechamos para poner el tema en directo y hacernos a todos un guiño de ver que llegaba y pasaba el verano y los conciertos de los festivales los veíamos online y en streaming: 

RAGE – «The end of all days»: 

No quiero, ni pretendo ser agorero, pero es cierto que hay cosas que ya han cambiado, seguramente para siempre. No digo que no volvamos a ver conciertos como antes, ir a festivales y juntarnos en las salas arremolinados como antaño y sudando y disfrutando juntos, pero sí es cierto que de alguna manera algo ha cambiado, quizás tan solo en nosotros mismos pero… No sé, es un poco la sensación de que, al menos a nivel musical, estamos asistiendo al final de los tiempos, al menos de lo que conocíamos hasta ahora.

Ojalá me equivoque porque hay días que soy muy positivo al respecto… y otros muy negativo. De hecho, espero que no estemos asistiendo a «The end of all days»:

  • KREATOR – «People of the lie»: 

Con diferencia, lo peor de toda esta situación no ha sido el virus ha sido la gente. Las reacciones que ha sacado lo peor de la sociedad y que han puesto en primera línea a lo peor y más rastrero y mezquino de nuestro entorno (lejano y cercano, ojo). Y sin duda la palma se la han llevado los políticos, más sucios que nunca, más falsos que nunca, más mentirosos que nunca y más despreciables que nunca hasta ahora.

En nuestro país, como decíamos en el primer artículo, ha sido vomitivo (y no, de ninguna manera son todos iguales, que nadie me entienda mal el argumento) y realmente triste, pero a nivel mundial, que estamos hablando ahora de aguas internacionales, ha sido igual o peor. Supongo que ellos no habrán tenido (o seguramente sí) a Díaz Ayuso, Abascal, Casado y compañía, pero los Trump, Bolsonaro, Johnson y demás han vuelto a demostrar que son exactamente «the people of the lie» a los que acusaba y aborrecía KREATOR hace ya tantos años en esta canción:

  • ALICE COOPER – «Poison»: 

¿Habrá vacuna efectiva? ¿Volveremos, una vez vacunados, a donde estábamos? ¿Nos meterán veneno en las venas o nos implantarán microchips con las vacunas? Lo último lo dudamos bastante, que lo de la plandemia se lo dejamos a los advenedizos y cuñados del mundo, pero es cierto que hay dudas y sobre todo del cuándo, cómo y qué pasará. Por lo pronto, que nos vayan vacunando, que confirmen los conciertos y nos abracemos pronto celebrando que la pesadilla va quedando atrás. Y es que, baby, you´re posion running through my veins…

Por cierto, te quiero pero por ahora no puedo tocarte o besarte porque tus labios son venenosos. ¿Nos suena a algo de estos meses?… En fin, ya queda menos, ¿no?

  • GUNS N ROSES – «Paradise city»: 

Take me down to the paradise city where the grass is green and the girls (or the boys) are pretty. No hay mucho más que añadir, ¿verdad? Que se acabe pronto todo esto y volvamos a la vieja y fantástica normalidad «normal», o que avancemos hacia un mundo mejor… Que nos lleven a un lugar paradisiaco sin virus, sin gilipollas y sin gilipolleces. Difícil, ¿eh?

Menudo Día (y año) de los Inocentes este 2020…

Repasamos la primera parte del artículo con las canciones de bandas españolas en este enlace.

Texto: David Esquitino (david.esquitino@redhardnheavy.com

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »