Crónica de HECATE ENTHRONED + INANIA REGNA en Madrid

Dicen que el domingo por la tarde es el día para estar con la pareja, así que el pasado 27 de octubre yo me encontré con la mía, nos tomamos de la mano, nos miramos a los ojos y fuimos a disfrutar de algunas tiernas baladas (jeje) a la sala Silikona, de la mano de HECATE ENTHRONED. 

HECATE ENTHRONED + INANIA REGNA – Domingo 27 Octubre 2019 – Sala Silikona (Madrid)

HECATE ENTHRONED

La cita era a las 20:00, aunque tras la apertura de puertas tuvimos que esperar unos buenos tres cuartos de hora hasta que los primeros acordes de Metal se lanzaron al aire. Tiempo más que suficiente para ver el puesto de merch, saludar a algún colega, visitar el W.C. y tomarse algún tentempié en la barra. La entrada, en torno a la treintena de personas, no fue demasiado nutrida como quizás cabía esperar de un concierto en domingo de dos bandas no demasiado mainstream.

Pero no me interpretéis mal, personalmente agradezco sobremanera a Kivents el haber traído a España y Portugal, en una gira de cinco fechas, a una banda que llevaba años (y décadas…) queriendo ver como HECATE ENTHRONED y la posibilidad además de descubrir a mis paisanos de INANIA REGNA. Particularmente tenía ganas de Metal Extremo tras algún tiempo sin asistir a conciertos en sala, y sin duda las dos bandas protagonistas de la noche no defraudaron.

INANIA REGNA: 

A eso de las 20:45 aparecían en el escenario de la Silikona los miembros de INANIA REGNA. Como su propio vocalista/guitarrista rítmico Raskolnikov tuvo ocasión de presentar durante su actuación, se trata de una banda madrileña de Black/Death Metal formada en 1998, si bien disuelta tres años después para volver a reunirse en 2.017. Durante la media hora larga que estuvieron sobre las tablas se mostraron como una excelente elección para telonear a HECATE ENTHRONED, ya que técnicamente son más que correctos y sus temas tienen un aire épico que combinó perfectamente con el estilo de los británicos.

INANIA REGNA

Presentaban su reciente álbum “Malévola”, editado en este 2019, comenzando con “A pale hand” a la que siguió una “Queen of horror” de aire marcial, que fue de mis preferidas de ellos. Tras una pausa para la susodicha presentación, otra descarga de sugerente título: “Life oscillates between pain and boredom”. Un “boredom”(aburrimiento) que no se correspondía con un ambiente que se iba caldeando paulatinamente y donde algunos ya bailábamos y movíamos greñas muy gustosamente, como mandan los cánones del Metal en directo.

También bastante épico fue un tema con título en latín (¡bravo!) como es ªQui temporis casum sperant”, por cierto el primero de la noche correspondiente a otro disco de la banda, en concreto su EP De 2000 (regrabado y mejorado en fecha reciente, 2017) titulado también en la lengua de Roma: “Tempus quo memoria moriatur”. Tras él, volvíamos al “Malévola” con “Deepression” y otra paradita para presentar a los más recientes fichajes de la banda: el guitarrista Svarthamar y el bajista Crenz.

Encararon la recta final de su bolo con “Suddenly bloodstained” y “The hands resist him”… Buen descubrimiento el de estos madrileños, y mención especial para su baterista Gog, que hizo gala durante todo el show de un considerable nivel técnico impulsando al resto de la banda.

INANIA REGNA

Setlist de INANIA REGNA:

  1. A pale hand
  2. Queen of horror
  3. Life oscillates between pain and boredom
  4. Qui temporis casum sperant
  5. Deepression
  6. Suddenly bloodstained
  7. The hands resist him

HECATE ENTHRONED: 

Corría la segunda mitad de la década de los 90´s cuando los británicos CRADLE OF FILTH arrasaban con sus álbumes clásicos, en los que daban una nueva vuelta de tuerca al Black Metal, introduciendo elementos más atmosféricos y de película de terror, uniendo la épica del Metal y la poesía oscura del Gótico, a la vez que incluían tonos más melódicos y accesibles para un público más extenso que el habitual. Ello les granjeó el odio sempiterno de los inevitables trues del sector, siempre prestos a demostrar a todo el que quiera escucharles su amplio conocimiento de la escena underground eslovaca y despreciando a los seguidores de Dani y sus muchachos.

Pues bien, es entonces, en torno al año 2000, cuando también inevitablemente salieron más bandas que recorrían el camino abierto por C.O.F. Es el caso, entre otros, de sus compatriotas HECATE ENTHRONED, formados en 1995 en Gales. Particularmente, siendo C.O.F. una de mis bandas favoritas, resultaba inevitable que me gustasen también ellos con sus teclados épicos y su “voz de aspersor” y especialmente sus tres discos de aquella última década del II Milenio, a saber: “The Slaughter of Innocence, a Requiem for the Mighty” (1.997), “Dark Requiems… and Unsilent Massacre” (1998) y “Kings of Chaos” (1999).

HECATE ENTHRONED

Resulta significativo que en este Milenio hayan parado exponencialmente su ritmo de producción, empatando a número de álbumes gracias al recentísimo “Embrace of the godless aeon”, de 2019 (y que me gustó tanto en directo que me lo llevé a casa… hay que apoyar la escena comprando merch, amigos) tras aquellos “Redimus” (2004) y “Virulent rapture” (2013) donde apostaban por desmarcarse de C.O.F. con unas voces más guturales y un sonido en general más próximo al Death.

Añadir también que siempre me gustó el nombre de esta banda (“Hécate entronizada”), haciendo referencia a la hija de Démeter y diosa del Panteón helénico, quien pasa medio año con su madre fertilizando los campos (primavera y verano) y el otro medio reinando en los Infiernos con su esposo Hades. Y ese día, en el que habíamos cambiado la hora al horario de invierno, a Hécate le tocaba regresar para sentarse en el Trono del Inframundo. Y vaya si lo hizo…

El tremendo bolazo de H.E. comenzó por todo lo alto, con uno de los mejores cañonazos de su último trabajo: “Revelations in Autumn flame”, tema otoñal como correspondía a ese día de cambio de hora y de una epicidad rayana en lo homérico, con los teclados de Pete White que… ¡maaadre mía! La verdad es que resultaba curioso contemplar a los miembros de la banda, personas ya de mediana edad, de aspecto “normal” y alejado de la imagen típica del Metal Extremo (como su vocalista Joe Stamps, por ejemplo, con su pelo corto y su barriguita de pub británico, magnífico toda la noche con su “voz de aspersor”) repartir semejante estopa.

Con el segundo y tercer tema, “Within the ruins of Eden” y “The spell of the winter forest”, ambos preciosidades épicas y trágicas, viajamos a su primer L.P. dentro del la más pura línea de lo que en su época se llamó “Vampiric Black Metal”. Y con el público ya entregado, siguieron tirando de clásicos, con el tema epónimo de su segundo álbum: “Dark requiems and unsilent massacre”, donde voz, teclados y sentimiento puro seguían enarbolando alto el estandarte del Black Metal derrochando borbotones de energía que sacudía a la audiencia. Con las primeras filas ya entregadas al frenesí, retornamos al último Larga Duración de la mano de “The shuddering giant”, acaso una de las piezas más progresivas que éste contiene, siempre manteniendo las atmósferas épicas, los teclados y las voces marca de la casa.

HECATE ENTHRONED

Así, nos sentamos sobre el trono del reino con “Upon the kingdom throne”, con lo que se continuaba la dinámica de intercalar un tema del último disco con aquel afamado segundo trabajo. Pero llegaba el turno de romperla precisamente con “The slaughter of innocence: a Requiem for the mighty”, epónimo de su álbum debut. Se trata de tema preciosista donde Pete White tiene ocasión de lucirse con unos teclados verdaderamente soberbios, enloquecidos y grandilocuentes, en uno de los temas talismán de la banda que, en efecto, quizás condense todas sus señas de identidad. Con el calor del público, además, toda la banda fue in crescendo en sus ejecuciones musicales, rayando a gran nivel.

En este sentido, cabe destacar el pundonor de un Andy Milnes que sufrió serios problemas en la conexión de su guitarra, pero que lejos de arrugarse sacó todo lo necesario, en cuclillas y protestando, para revertir la situación. Así llegamos a la recta final del concierto con “Temples that breathe”, “The crimson thorns” (único corte del Upon Promaethean shores ejecutado en velada) y el gran final con la celebrada “The pagan swords of legend”, uno de los máximos himnos de la banda y otro corte más de un “Dark requiems” que al parecer sigue muy vivo en la banda. Aún hubo tiempo para un epílogo con tema final fuera de setlist, “Centuries of wolfen hunger”, que supone uno de mis preferidos personalmente.

En definitiva, una excepcional actuación de una banda “de culto” (a los antiguos dioses jeje…), ya veterana en edad aunque con ilusión y buen hacer en su trabajo, y además que se prodiga poco por estos lares. La ocasión lo merecía, la actuación de la banda también y la visita al puesto de merch fue obligada. Junto con INANIA REGNA, una magnífica noche de Metal Extremo en petit comité, donde quizás lo peor fuese el haber caído en jornada dominical. Hécate sonreirá en su Trono Infernal sabiendo que su banda defiende con gloria el estandarte del Pagan Black Metal más atmosférico.

Texto: Saúl Martín González / Fotos: Gema MetalTrip (¡muchas gracias!)

Cartel

Setlist de HECATE ENTHRONED:

  1. Revelations in Autumn flame
  2. Within the ruins of Eden
  3. The spell of the winter forest
  4. Dark requiems and unsilent massacre
  5. The shuddering giant
  6. Upon the kingdom throne
  7. The slaughter of innocence: a Requiem for the mighty
  8. Temples that breathe
  9. The crimson thorns
  10. The pagan swords of legend

BIS:

11- Centuries of wolfen hunger

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »