FINNISH FOLK METAL MAFIA – KOORPIKLAANI y MOONSORROW en Madrid

KORPIKLAANI + MOONSORROW, 13 de Abril 2016, Madrid (Sala Arena)…

Bajo el nombre de “Finnish Folk Metal Mafia”, dos grandes bandas finlandesas, MOONSORROW y KORPIKLAANI, se han unido en una gira por Europa visitándonos el pasado 13 de abril 2016 en la capital. Ni el frío ni la lluvia impidieron que asistiéramos a su genial descarga en la Sala Arena de la capital gracias a Madness Live que fueron los promotores del evento. Os lo contamos:

MOONSORROW:

Los de Helsinki fueron los encargados de abrir la noche y, aunque supuestamente eran teloneros de sus compatriotas, su show fue completo, con una duración de una hora y media en la que la banda dio rienda suelta a ese fantástico sonido Pagan Metal del que son referencia mundial. Era muy pronto (19:30) cuando aparecieron en escena contando con muy poco público pero, como siempre decimos, día laborable en Madrid y los interminables horarios de los trabajos en España hacen muy difícil llegar puntual cuando salen las bandas.Moonsorrow

Los finlandeses contaron con un escenario mínimo contando con muy poco espacio que supieron aprovechar muy bien contando con una luminotecnia muy adecuada dándole ese toque misterioso, lúgubre y tétrico que necesitaban para su brutal descarga. Con sus miembros de espaldas al público, comenzaron su show con “Jumalten aika” y, tras escuchar los primeros compases, contaron con una cálida respuesta de los allí presentes que no pararon de acompañarles con palmas en sus largos y complejos temas. La banda se fue creciendo a medida que iba transcurriendo su show, con esos ritmos tan intensos, esas melodías tan llenas de misterio que, acompañadas por la luminotecnia con la que contaron y el buen sonido, lograron que te pareciera un viaje musical por la tundra y lagos finlandeses. Todo ello creando una atmósfera en la sala impresionante, llena de atractivo misterio como decía, aunque no es fácil de apreciar y disfrutar a la primera ya que de comerciales tienen poco.

En esta ocasión, la banda liderada por Ville Sorvali, (voces y bajo) se mostró muy cercana y participativa con el público, además de que en su sonido introdujeron un potentísimo doble bombo mostrándolo primeramente en “Raunioilla”, segundo tema de la noche, que hacía mucho más potente y poderoso su show, lo que junto con algún riff guitarrero que cayó, lograron una descarga más llena de matices clásicos dentro del Metal que en otras ocasiones que les hemos visto.  No fue hasta el tercer corte, “Suden Tunti” (de su último álbum, “Jumalten Aika”), cuando pudimos escuchar a Ville decir un agradecido “Hola Madrid” (en castellano) y “somos MOONSORROW”, mostrándose muy simpático, con una amplia sonrisa (raro en este tipo de bandas) puntualizando que a pesar de ser finlandés y muy vikingo él, se habían sorprendido por el frío clima de Madrid.

Estos vikingos ya no son lo que eran pero sus comentarios calaron muy bien en el público, que les animó y se mostró muy receptivo a su música durante todo el concierto. Ville, su vocalista, tuvo el detalle de ir explicando la temática de las canciones antes de interpretarlas como “Jotunhei”, con esa mezcla tan genialmente lograda de Epic-Pagan Metal característica de esta compleja banda, con ese sonido de teclado dulce, lleno de misteriosas melodías que fue acompañado por palmas haciendo que la banda se fuera creciendo en la interpretación. Todo iba a más, el ambiente, la reacción del público, ellos, su música, todo en un ascenso constante notándose que ellos ya estaban totalmente metidos en su show dándolo todo y más, logrando una conexión total con casi todos los presentes (puntualizo, casi todos porque sé de alguno/alguna que estaba a punto del suicidio ya).

No me gustó el hecho de sacar voces pregrabadas para lograr un efecto de coro de Iglesia antigua, pero adornó perfectamente el tema que vino a continuación contando con la sorpresa de tener a Jone de KORPIKLAANI que salió con ellos al escenario… eso sí, durante unos breves minutos en dos ocasiones, para adornar con su particularísima voz partes de dos temas de sus compatriotas. Luego tendríamos la ocasión de tenerla 100% para nosotros con su banda…

Ya hemos comentado que se mostraron muy cercanos y simpáticos con el público, teniendo ganas incluso de pedirnos cantar el cumpleaños feliz a Ville, cosa que hicimos encantados para terminar con otro largo y magnífico tema, “Sankaritarina”, logrando el primer mosh-pit de la noche y cerrando una hora y media de show que para mí fue fascinante.

1Genial MOONSORROW por todo, por actitud, por interpretación, por repertorio y mostrándose como una banda que ahora va a más, superándose en sus shows. Su setlist en la Arena fue:

  • Jumalten aika
  • Raunioilla
  • Suden tunti
  • Jotunhei
  • Ruttolehto incl. Päivättömän päivän kansa
  • Ukkosenjumalan poikaIhmisen Aika (Kumarrus Pimeyteen)
  • Sankaritarina
KORPIKLAANI:

Con mucho más público pero no habiendo colgado el cartel de no hay entradas, la divertida banda finlandesa vino a Madrid con una nueva formación y que, desgraciadamente, creo que no les ha sentado muy bien.  No era la primera vez que les veíamos: hemos disfrutado con ellos en mil y un sitios (festivales, salas pequeñas…) y siempre ha sido una fiesta increíble por su música, por su divertida actitud en escena y por la reacción del público a sus temas de Folk Metal llenos de ritmos llamados “Humppa”, su provocación constante y sus temas dedicados a líquidos populares, fiesta y más fiesta. El público estaba expectante por su actuación pero fue más las ganas del público que pasarlo bien que lo que los finlandeses nos ofrecieron esta vez.

6A las 21:30 apareció en escena primeramente su batería, Matson, sentado bajo un gran telón con su logo sorprendiéndome que, en esta ocasión, no hubo pantalla para las imágenes de las bandas como es habitual ahora en esta sala. Tras él, Jarkko (bajo) con su falda y sus pies descalzos con apariencia de hobbit rockero, Cane (guitarra) con su habitual sombrero y el nuevo miembro al acordeón, Sami, de los más animados de la velada para dejar al guapo Jone salir en último lugar, con tattoo nuevo de ala de ángel en su mano por cierto.  De repente, ¡oh!, sorpresa, ¿dónde está el flautista, Tuomas Rounakari?, ¿quién es esa chica?…

Pues sí, algún problema tuvo el prestigioso músico finlandés para no acompañar en esta ocasión a sus compañeros dejando la tarea a otra compañera que fue de las decepciones de la noche. Y no precisamente porque aquí la que escribe es fémina y Rounakari esté cañón, es que una banda como KORPIKLAANI tiene unas peculiaridades en las que una señorita no encaja mucho. Además si la criatura es sosa como yo o más (que ya es decir), tiene una helada sonrisa (si es que la tiene) y el sonido de su violín no es muy audible, pues se junta que cortó bastante la fiesta que se pretendía ver y disfrutar, no así la actitud de Sami, el acordeonista que muestra haber encajado perfectamente con el resto de los “chicos del bosque”.

Comenzaron fuerte con “Viinamäen Mies”, de su último trabajo “Noita”, divertido y fiestero y con el público ya saltando apreciando la carismática voz de Jone, que cantando no es que sea un tenor precisamente pero ese registro suyo es muy personal pudiendo reconocerle en cuanto comienza. Continuaron sin respiro con uno de sus temas punteros, “Journey Man”, más fiesta y la gente ya calentando motores a lo que es marca de la casa en sus conciertos: los divertidos mosh-pits que ya comenzaron en el cuarto tema de la noche, “Kantaiso”, mientras ellos iban descargando su repertorio sin parar. Todo iba muy bien, ellos moviéndose y saltando (bueno, ella no, calladita y modosita con su violín) mientras Cane, el carismático guitarra del sombrero, ayudaba a Jone en las voces e iba y venía de un lado al otro del escenario.

4Sami nos regalaba sonrisas con su acordeón y Jarkko seguía impasible con su larga barba como padre de todos los hobbits del bosque que es mientras se oían los primeros acordes del vídeo de “Noita”, el tema “Ämmänhauta”, más denso y lento que otros pero donde los KORPIS muestran más facetas compositivas que tan solo dedicarse a la Humppa. Con este finlandés sonido nos regalaron los oídos en “Ruumiinmultaa” y nos ofrecieron Polka divertida con el genial tema instrumental “Vaarinpolkka”. Lo que sí ha hecho KORPIKLAANI en esta visita es ofrecer muestras de su sonido que tanto nos gusta, ese Folk finlandés divertido y gamberro, pero adentrándose en sonidos más duros, más densos y agónicos como en “Sumussa hämärän aamun”, dándole más protagonismo a la guitarra de Cane que se lució en su instrumento más que en otras visitas de la banda.

Todo esto, su acercamiento a otros sonidos más elaborados y menos fiesteros, puede que sea la causa de que al público les costó liarla y convertir la sala en una locura, y a ellos también les costó mucho más sentirse bien en el escenario, ofreciendo una imagen o una actitud mucho más helada, distante y altiva de la que es habitual en ellos, mostrándose poco comunicativos y dando la sensación de que algo no iba demasiado bien encima del escenario. Fue más las ganas del público madrileño de bailar y saltar que la que pusieron ellos en general pero, si te animabas viendo la permanente sonrisa de Cane entre sus rizos rubios debajo del sombrero y las rastas de Jone dando vueltas por el aire, se te iba la animación ante la cara de seta de su monísima de la muerte violinista que no estaba para muchas humppas ni para muchas polkkas, vaya por Odin.

Al final, pero ya muy al final, cayeron algunos de sus magníficos hits como el coreadísimo “Vodka” con el que cerraron la principal parte de su show a la hora y 15’ de descarga. Volvieron en pocos minutos para regalarnos el tema con el que se dieron a conocer en nuestro país principalmente, “Wooden Pints”, que cantamos todos y también lo saltamos para ya unirlo a uno de sus himnos, “Beer, Beer”, que sí provocó la fiesta entre ellos y el público pero ya era tarde, no había minutos para más después de una hora y media de concierto.

7Un show raro de KORPIKLAANI… Con un repertorio en el que puede que abusaran metiendo canciones menos conocidas y con una formación también rara que no les favorece mucho, pero sí tengo que reconocer que quieren abarcar musicalmente más, que quieren demostrar que son más que una banda fiestera (y eso es loable). Digamos que ahora se adentran en más sonidos que los puramente de saltar pero que quizás pierdan esa esencia y esa fuerte personalidad que les ha llevado a la fama. Además, no acertaron con las luces esta noche,  que había muchas veces en las que no contaron con las suficiente… que vale que para MOONSORROW tenían que darle ese punto lúgubre y misterioso pero los cabeza necesitaban luz, mucha luz para darle vida y más animación al show.

Para finalizar esto, tengo que poner la nota femenina (y rosa, jeje) y creo que muchas de las asistentes me darán la razón: Jone es el Brad Pitt escandinavo, que cada día está más y más guapo, mejor dicho guapísimo y es poco el adjetivo. Nota de sociedad y grupifan aparte, yo sigo siendo fan, que me encantan pero he visto shows suyos en esta misma sala mucho mejor que éste.

Texto: Rocío Gómez (rocio@redhardnheavy.com)

Fotos: Nerea Ramos (Selene Fry)

El setlist de KORPIKLAANI en la Arena fue:

  • 8Viinamäen mies
  • Journey Man
  • Pilli on pajusta tehty
  • Kantaiso
  • Lempo
  • Ämmänhauta
  • Erämaan Ärjyt
  • Ruumiinmultaa
  • Petoeläimen kuola
  • Sumussa hämärän aamun       
  • Vaarinpolkka
  • Rauta
  • Kipumylly
  • Metsämies
  • Kultanainen
  • Minä näin vedessä neidon
  • Palovana
  • Sahti
  • Karhunkaatolaulu
  • Kylästä keväinen kehto

 Bis:

  • Vodka
  • Wooden Pints
  • Beer, Beer

 

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »