Crónica del reciente acústico de QUIREBOYS en Madrid

quireboysTHE QUIREBOYS + WHITE COAST REBELS: Madrid, sala Lemon – 20 de octubre de 2016…

Tarde lluviosa en Madrid para recibir a los británicos THE QUIREBOYS y su gira «Unplugged in Spain» (que les llevará también a Valencia, Alicante y Málaga). Una gira que han venido realizando por algunos países de Europa, como Suecia o Inglaterra, con gran aceptación y que, como su propio nombre indica, tiene formato acústico.

Como compañeros de viaje traían a WHITE COAST REBELS: una banda de corte californiano pero, en palabras de su propio vocalista, “del sur de Inglaterra: Benidorm”. Y es que efectivamente, pese a ser un grupo de origen británico, está radicado en la localidad levantina de Benidorm, y formado por músicos residentes en la zona. De ahí también su peculiar y acertado nombre, haciendo alusión a la Costa Blanca. En esta ocasión el line up estaba conformado por el cantante, guitarrista y líder Jonny Hellraizer (GB), el bajista Acey Lust (Rob Powell, GB), el batería Willy Burret (ESP) y el guitarrista Rob E. Wolf (ESP, que ya estuvo en la banda antes, y que venía como invitado en esta gira en lugar de Rob Riot).

El concierto comenzó con media hora de retraso sobre el horario previsto, algo que no vino mal para que llegara más gente a tiempo (no podemos olvidar que era día laborable en Madrid, algo que sin duda hizo mella en la asistencia, sobre todo al principio). Con WHITE COAST REBELS descubrimos una banda muy fresca y enérgica, a pesar de las características del show. No en vano, ellos también actuaron en acústico… ¡y por primera vez en su carrera! Jonny Hellraizer se encargó de remarcar este hecho antes de empezar a tocar, preguntando si estábamos listos para un poco de “heavy metal mariquita”.

Muy buen rollo, y mucho español “chapurreado” para desgranar un setlist en el que se mezclaron whitecoastrebel2las canciones de su primer y único álbum hasta la fecha (Hangin’ with the Bad Boys), con otras que irán en su segundo disco, aún en proceso de edición, y un par de versiones. De esta manera, podemos decir que el primer concierto acústico de la historia de WHITE COAST REBELS estuvo compuesto por “Hangin’ with the Bad Boys”, una versión country (y buenísima) de su propio tema “Buried and Dead”, una versión acelerada de la conocidísima “What’s up” (del grupo de los noventa 4 Non Blondes, que coreó toda la sala), “I just wanna Rock and Roll” (nueva), “Suspicious Minds” (Elvis Presley), “Feel my fire” (nueva), la desenfadada y muy americana “So many chicks, so little time”, la balada “Once more”, “I love you baby-baby” (también de corte muy californiano, y dedicada a “todas las chicas guapas”) y “The power inside” (más pesada y oscura, y que no me pareció que fuera la mejor opción para poner el broche a un show de estas características).

Al final fue casi una hora de duración, mucha diversión, y ganas de volver a verles en su hábitat normal, guitarra eléctrica en mano. ¡Nos vemos en la próxima, amigos!

THE QUIREBOYS:

quireboys5Salieron a escena a las 21:45, con la sala bastante más llena que WHITE COAST REBELS. Aún así, acostumbrados a sus llenos habituales (en salas modestas, es verdad, pero agotando entradas), se nos hizo algo agridulce. Puede que fuera el día, la hora o el formato (o todo junto), pero la realidad fue que había menos gente que en ocasiones anteriores. También es cierto que la última vez que vinieron fue hace no muchos meses, como os contamos aquí entonces. Eso no quita para que, una vez más, los británicos se entregaran a tope. Y es que para Spike y compañía la actitud no es negociable. Sus shows son siempre motivo de diversión, y esta vez no sería distinta (aunque sí más tranquila). Se presentaban en Madrid como cuarteto, sin batería, y además del vocalista pudimos ver a los guitarristas Paul Guerin y Guy Griffin, y al teclista Keith Weir.

Abrieron con “There’s she goes again” y “Misled”, de su primer álbum (aquel fantástico ejercicio de rock & roll titulado A bit of what you fancy), disculpándose por haber traído la lluvia a Madrid (el eterno humor inglés que no falte). Lo cierto es que nunca les había visto de este modo, pero me sorprendió gratamente la adaptación de los temas (y, a tenor de la respuesta del público, creo que fue una sensación general). “Roses and Rings” es de por sí más tranquila, así que no hubo tanta diferencia con la original, pero ese ligero aire country que tiene se acentúa más de esta manera, y le confirió un punto especial. Siempre me pareció una de sus mejores canciones… La siguiente en caer fue “Devil of a man”, que últimamente están incluyendo en los setlist a pesar de que oficialmente nunca estuvo incluida en ningún disco de estudio. Sin embargo, a pesar de ello, siempre tiene buena respuesta, y esta vez también la tuvo. Un acierto.

quireboys4Poco a poco, y durante una hora y media, THE QUIREBOYS fueron desgranando un repertorio bastante ecléctico (más abajo tenéis el setlist completo), donde tuvieron cabida clásicos tanto de su primera época (especialmente de su primer disco), como de la más reciente, como “Mona Lisa Smiled”, que ya se ha hecho un hueco en su “hall of fame” particular. Llamó la atención que de su último álbum, Twisted Love, no incluyeran más que una, “Gracie B (pt. 2)”. No sé si sería por el retraso en el horario del concierto, o porque directamente desestimaran presentar el trabajo en acústico, pero la sensación desde luego no fue la de un grupo que acaba de sacar un disco nuevo (hay que recordar que salió en septiembre, hace apenas un mes); algo que contrastaba con el merchandising, en el que únicamente se vendían camisetas y discos de Twisted Love, así como el vinilo de Beautiful Curse. 

Volviendo a los temas en sí, sonaron algunos nada habituales en sus giras, como “Hello”, de Homewreckers & Heartbreakers (2009), o “Hates to pleased”, recuperado de su segundo álbum, Bitter, Sweet & Twisted (1993). Del mismo trabajo rescataron “Don’t bite the hand that feeds you”, que enlazaron con la siempre efectiva “I love this dirty town” para empezar el bis. También sonaron otros como “Pretty girls” que, aunque sí han aparecido más a menudo, son caras B de discos de estudio, lo cual siempre supone un plus para cualquier setlist. Especialmente emotiva fue “Have a drink with me”, dedicada a Paul Hornby, ex batería de la banda y fallecido en 2015, y por el que todos levantamos nuestra cerveza. La etapa más reciente estuvo representada por “Beautiful Curse”. Y por supuesto se escucharon los puntos fuertes de su primera época, como “Sweet Mary Ann” con su aire country, la esperada y coreada “I don’t love you anymore”, “The whippin’ boy”, o las festivas “7 O’Clock” y “Sex Party”, que suenan como un cañón también en acústico.

Más allá de las canciones, hay que decir que la voz de Spike se notaba mejor que otras veces (a su manera, claro, en la línea de Rod Stewart, pero más clara que, por ejemplo, en la visita que nos hicieron en enero). Sorprendió que únicamente bebieran agua, y no por nada,sino porque la copa de vino de Spike es ya un clásico (salvando las distancias, viene a ser algo así como el zumo de naranja del humorista Eugenio, pero en rockero), y lo de brindar con agua como que se hace raro. Al final anunciaron que vendrán en 2017, suponemos que, esta vez sí, para presentar Twisted Love de forma más ortodoxa.

quireboys11Hora de irse a casa, contentos, con la sensación de haber pasado una muy buena noche de rock and roll, y de haberlo hecho de forma diferente. Bien por THE QUIREBOYS, que siempre son sinónimo de rock and roll, de diversión y de profesionalidad. Y bien por WHITE COAST REBELS, que supieron encender la noche con su rock macarra aún en versión “mariquita”. Lo único que eché en falta (llamadme raro si queréis), fue haber hecho este concierto en un garito “cervecero”, o al menos con otro aspecto menos moderno. La ocasión lo merecía.

Texto: Fernando Galicia

Fotos: Ángel Corral

SETLIST WHITE COAST REBELS:

  1. Hangin’ with the Bad Boys
  2. whitecoastrebelBuried and Dead (country)
  3. What’s up (versión 4 Non Blondes)
  4. I just wanna Rock & Roll
  5. Suspicious minds (versión Elvis Presley)
  6. Feel my fire
  7. So many chicks, so little time
  8. Once More
  9. I love you baby –baby
  10. The power inside

SETLIST QUIREBOYS:

  1. There’s She goes again
  2. Misled
  3. Roses & Rings
  4. Devil of a man
  5. Mona Lisa Smiled
  6. Hello
  7. Beautiful Curse
  8. Whippin’ Boy
  9. Have a drink with me
  10. Gracie B (pt. 2)
  11. Hates to pleased
  12. Pretty girls
  13. Sweet Mary Ann
  14. 7 O’Clock
  15. Don’t bite the hand that feeds you
  16. I love this dirty town
  17. I don’t love you anymore
  18. Sex Party

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »