Crítica del nuevo trabajo de SYMPHONY X

Symphony-X-Underworld-ArtworkSYMPHONY X – «Underworld» (Nuclear Blast)…

Por fin cayó en nuestras manos el nuevo trabajo de los chicos que mejor en forma están en esto del Metal Progresivo, los norteamericanos SYMPHONY X. Después de un sobresaliente “Iconoclast”, que facturaron hace la friolera de cuatro años, los seguidores de la banda liderada por Michael Romeo (guitarrista) ya teníamos ganas de ver las nuevas evoluciones del combo y disfrutar, además, con una de las mejores, si no la mejor, voz del actual panorama metálico: la bestia Russell Allen (en los últimos tiempos trabajando tanto con su amigo Jorn Lande y con ADRENALINE MOB) como con  que está sobresaliente de nuevo.

A nivel de sonido o estilo no hay muestra de evolución o cambio, ni tampoco hace falta, ya que con el estilo marcado que vienen desarrollando desde “The Odyssey”, más contundente y menos sinfónico, SYMPHONY X han cosechado un carácter equilibrado y propio gracias al que sólo queda disfrutar de buenas composiciones y comprobar el estado de forma del grupo. Dicho esto, “Underworld” es un producto sobresaliente, perfecto en composición, ritmo y ejecución por parte de todos los componentes.

Sobra decir que los papeles más sobresalientes recaen, como siempre, en el guitarrista y líder Michael Romeo y el vocalista Russell Allen. El resto del grupo los arropa con perfección y trabajo meticuloso, dando el do de pecho a la hora de que todo el engranaje global funcione perfectamente. Los matadores e imposibles riffs de Romeo se te clavan en los tímpanos como un festival sonoro, sí, pero nada de esto sería disfrutable sin los perfectos andamios que el excelente batería Jason Rullo y el bajista Michael Lepond construyen para que todo esté donde tiene que estar. Además, no es justo olvidar la intensa labor a los teclados que ejerce en este redondo el competente Michael Pinella, trabajando mucho en la oscuridad y brillando, con ese sonido de piano tan característico, cuando es necesario y los cortes así lo piden.

symphonyx_band“Underworld” abre con un tema a fuego cruzado, y, a la postre, uno de los mejores cortes del trabajo. Utilizado como primer single de presentación con un fantástico video-lyric, “Nevermore”, se abre paso después de una breve obertura instrumental, clásica ya en los discos de SYMPHONY X. Lo primero que llama la atención es el exceso positivo en el trabajo de guitarras de Romeo. El ir y venir de riffs y leads cristalinos y precisos no cesa ni siquiera en el estribillo, redondo y precioso, abierto vocalmente, para que por debajo la banda no descanse de ejecutar una sección muy intrincada y complicada. A esto se suman unos versos muy metálicos y rocosos, oscuros y complicados, forma de composición que empezaron a explotar especialmente, como decíamos antes, en su fantástico “The Odyssey”. Sucumbimos ante una parte muy sincopada en compás irregular que nos conduce a un solo marca Romeo, mezcla elaborada de modernidad y clasicismo. Comienzo irrefutable y sin fisuras, que deja entrever la bestialidad de álbum a la que nos vamos a enfrentar…y disfrutar.

El camino continúa con el corte que da nombre al álbum “Underworld”. Pinella se desmelena, liderando a medias con Romeo el desarrollo del tema principal. Éste nos dirige de nuevo a un verso muy potente, elaborado y oscuro. Aquí Manda Allen con esa voz de otra galaxia, fuerte, entera, abierta y rota a la vez. Esto es para escucharlo con calma. Lo dicho, las críticas de estos trabajos no se pueden hacer sin escuchar muchas veces lo que tienes entre las manos. “Underworld” lo tiene todo: fuerza, oscuridad, coros ocultistas, grandeza y una parte melódica Symphony-X-Underworld_GREEN-VINYL-480x480muy progresiva, con Allen dando un descanso a los rasgados para quitarse el sobrero. A todo esto sobra decir que la base rítmica no cesa de llenarlo todo con estructuras precisas y complicadas donde, especialmente Jason Rullo, parece un robot hecho a medida para las necesidades de los X.

Es necesario frenar y mostrar más colores en el fresco. Esto lo sabe especialmente Romeo, y por ello nos deja caer el primer corte a medio tiempo, con aire de balada en los versos, pero lejos de la necesidad de ablandar el terreno en exceso. “Without You” se enmarca de pleno en lo que solemos denominar como power ballad con todas las letras. Interesante trabajo vocal de producción con unos acertados doblados y un puente sincopado simplemente perfecto, que queda acertadamente edulcorado con guitarras acústicas rasgadas de fondo. La composición avanza y toma velocidad para que Romeo nos deje otro solo de escuela tras el que todo se para, llegando al momento cumbre de esta composición. Muy al estilo que acostumbraron en su trabajo “V”, “Without You” acaba con un juego armónico entre la guitara de Romeo y el piano de Pinella, pausado, apasionado y dulce. Esta figura nos devuelve al estribillo en el que Allen, para variar, demuestra que por altura y potencia, las líneas vocales de este nuevo trabajo no son aptas para cualquier cantante.

El relax sólo es momentáneo y SYMPHONY X mueve ficha de nuevo a uno de los momentos más brutales y oscuros del trabajo: “Kiss Of Fire”, que encaja de nuevo dentro de la modalidad “canción épica y brutal”. Coros oscuros y partes de blast beat no dan descanso en un tema nada comercial, de hecho, podríamos afirmar que, junto con “King Of Terrors” es de lo más radical que la banda ha compuesto hasta la fecha. Los riffs asesinos de la parte media, arropados por coros y la voz sangrante de Allen, así lo certifican. El solo de guitarra discurre sobre una base muy dura y sirve para seguir atestiguando ¡Que la composición pretende asfixiarnos!

symphony-x-nevermore-underworld-headerSalimos vivos de “Kiss Of Fire” para dirigirnos a un tema más domesticado, pero no por ello más accesible, como es “Charon”. Sin duda otro momento brillante dentro de este “Underworld” y, a la postre, el que más elaboración decididamente progresiva abarca, sobre todo al principio del mismo. Medio tiempo con aires arábigos, todo el marco del corte se centra en una base progresiva de compases irregulares, un verso no muy complicado y un tema general de guitarra en el que es fácil perderse. Lo más sobresaliente, insistimos, es el inconsciente aire arábico que tiene la composición, que se abre paso sigilosamente entre la variación rítmica del estilo metálico de la banda, quedando una impronta final de lo más curiosa.

Sin una mácula ni una pega hacia un disco que se nota pensado a conciencia y elaborado, llegamos al momento más épico de este “Underworld”, el corte de más de nueve minutos “To Hell And Back”. La canción está basada en la obra “La Divina Comedia” de Dante Alighieri, obra fundamental en la poética universal que consta de tres partes “Infierno”, “Purgatorio” y “Paraíso”. Desde aquí animo a leerla y buscar información sobre esta sublime obra. Como todo corte épico, se desarrolla sin prisas y pausado, dejando a cada sección su espacio, su tiempo y su momento para respirar. Como el espacio lo permite, tras la majestuosa apertura y una presentación de verso y estribillo, Romeo se marca un solazo de amplio minutaje que desembarca en una sección calmada donde todo se para y Allen nos mece con un tono de lo más melancólico. Ojo también a las partes de Pinella, sobresalientes y muy Avant Garde, dando una ambientación de la que, simplemente, no te quieres salir. Cambio letal de tercio con una parte oscura y ambientada en lo más tenebroso de la obra de Alighieri. Romeo sigue repartiendo solos aquí y allá, y le llega el momento del segundo dentro de la composición, repartiendo virtuosísimo y saber hacer esta vez a medias con Michael Pinella. El corte se cierra como abrió, haciendo una reconstrucción más metálica de la introducción que marcan al comiendo de la canción. Todo un diez.

symphonyx.bandheader_940x300Si algo le sobra a este “Underworld” son temas con concisión y mala hostia. Esto lleva gustando y disgustando a sus fans desde hace ya varios trabajos, pero parece que SYMPHONY se sienten a gusto en estos parámetros más rápidos e intrincados. Llegados a este punto, podemos afirmar que el nuevo material de la banda es bastante rápido y metálico de media. Los momentos rabiosos ganan la partida, y por mucho, a los más orquestales y sentimentales. Así que, malas noticias para los que esperaban a unos SYMPHONY X bebiendo de sus primeros tiempos. Ya el título lo dice todo “In My Darkest Hour” es otro trallazo metálico refundido con progresivo, en el que sólo el estribillo nos da algo de aire. Tema rápido y rabioso, acaba tan intrincado y rápido como empieza.

Llegamos ahora a una curiosidad dentro de este trabajo y es que “Run With The Devil” es un corte que, por su sonoridad, más abierta y comercial (dentro de lo que es la banda) no te esperarías dada la tonalidad oscura y rabiosa de este redondo. Un tema principal de guitarra en un modo bastante abierto y progresivo sin oscurantismos da paso a un verso muy abierto y casi ochentero en lo que es su línea vocal. El estribillo es el más abierto y casi rocker del trabajo. “Run…” es un corte que al principio descoloca por su color distinto y su valentía, y que, tras las muchas escuchas que llevo al disco, se termina por agradecer.

Y sí, mucho tardaban en regalarnos el baladón que SYMPHONY X suelen tener en todos sus discos. Esas típicas composiciones épicas y abiertas en tres por cuatro, donde el piano manda y un estribillo de película lo dirige todo, con la banda dándolo todo en lo que a capacidad plástica y expresiva concierne. En “Swansong” lo encontramos, y de forma formidable, por cierto. Después de la tormenta suele llegar la calma, y así lo ha querido dibujar la banda en este nuevo intento. Es un corte para sumergirse en él, donde la rabia, la rapidez y los riffs imposibles dejan paso al ambiente, el corazón, y el sentimiento de un grupo capaz de hacer lo que quiere y cómo quiere, compositivamente hablando. Para más muestras, lo que podría haber sido un típico sólo bajo una base sencilla, se sustituye por una elaboración de estructura casi jazzística realmente compleja y bella. Temazo ganador, otro gol de este incuestionable “Underwold”.

Sin darnos cuenta, llegamos a “Legend”, composición perfecta para terminar. Abierta y con alardes progresivos desde el primer momento, la progre más melódica se impone sobre los momentos más oscuros que hemos atravesado a través de la escucha del plástico. Con aire de victoria y gran final, marcado con un estribillo de leyenda y ciertos aires al grupo RUSH… sí RUSH, (el que sepa escuchar los encontrará) llegamos al final de esta joya del metal progresivo que es “Underworld”. Podría haber hecho una review de actualidad y circunstancias a los tres días de la publicación de este trabajo, pero este grupo y este disco no se lo merecen, ni en Redhardnheavy tratamos a los artistas así. Es imposible comprender lo que han hecho SYMPHONY X en esta monumental obra con sólo dos o tres escuchas. “Underworld” es gigantesco, variado, complicado e inspirado a partes iguales.

Es un gusto comprobar la grandeza que una banda puede alcanzar cuando su ética y el mercado les dan tiempo para ello. Mientras que DREAM THEATER, sus referentes más directos, siguen en esa carrera hacia ningún sitio de editar disco cada dos años y marchar de gira presentando discos cada vez más mediocres y solamente salvados con algún momento brillante; Romeo y sus chicos se toman las cosas con calma y apartados, para parir de repente joyas como nos dejan, de nuevo, con este magnífico, necesario e imprescindible “Underworld”.

Texto: Javier Paredes (javier@redhardnheavy.com)

Symphony-X-UNDERWORLDTrack list del disco: 

  1. Overture (2:13)
  2. Nevermore (5:28)
  3. Underworld (5:48)
  4. Without You (5:51)
  5. Kiss of Fire (5:09)
  6. Charon (6:06)
  7. Hell and Back (9:23)
  8. In my Darkest Hour (4:22)
  9. Run with the Devil (5:38)
  10. Swansong (7:29)
  11. Legend (6:29)

Comments

One thought on “Crítica del nuevo trabajo de SYMPHONY X”

  1. Pingback: SYMPHONY X+MYRATH+MELTED SPACE la semana que viene en nuestro país |
  2. Trackback: SYMPHONY X+MYRATH+MELTED SPACE la semana que viene en nuestro país |

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »