Review del último disco de FREEDOM CALL

A punto de presentarlo en gira, es buen momento para recuperar la review del último disco de los germanos FREEDOM CALL. Como su propio nombre indica, esto es sencillamente «M.E.T.A.L.», y nos gusta. Nos lo cuenta Esquitino.

FREEDOM CALL: “M.E.T.A.L.” (SPV)

Freedom call

Tal vez no sea ni la mejor ni la más representativa del estilo, pero lo cierto es que 20 años después siguen aquí y se mantienen fieles a su estilo, sonido, rollo y temática. No son los mejores músicos, ni los mejores letristas, ni sus discos llegarán seguramente a las listas de los mejores del año, pero aquí siguen y no es cuestión de suerte.

Como decimos otras veces, los gustos van aparte de la calidad más exquisita, y FREEDOM CALL ni pretenden ni han pretendido nunca ser DREAM THEATER ni analizar la insoportable levedad del ser en sus discos. Eso sí, ni inventan nada, ni innovan para nada ni lo pretenden, que nadie se lleve a engaños. Por eso recomiendo escuchar sin tener altas pretensiones y sin esperar la quintaesencia del metal en este “M.E.T.A.L.”, valga la curioso redundancia… El disco salió a finales del verano, por cierto, y en breve llegan en gira a nuestro país para presentarlo.

Ellos son hijos de GAMMA RAY, y a la vez contemporáneos de IRON SAVIOR, METALIUM y demás, y como fieles “familiares” de HELLOWEEN que son merecen que mantengamos la atención sobre ellos. Es verdad que empezaron siendo algo parecido a una “spin of” de GAMMA RAY como decimos, que recordemos que la banda la empezaron dos ex como son Chris Bay (guitarrista, cantante y único miembro original que se mantiene al frente) y Dan Zimmerman (batería pero ya fuera de la banda, por problemas físicos desde hace unos 10 años… aunque en este disco hace un adorable cameo). Y 20 años después siguen siendo adalides del happy power metal y el heavy metal melódico sin tener muchas más pretensiones.

M.E.T.A.L.

Suenan a ellos, siguen siendo sencillos y efectivos y siguen gustando a sus fans de entonces, y sin gustarles a los que nunca le entraron, tan sencillo como eso. Ellos por su camino, con su sonido, sus letras fantasiosas sobre heavy metal, unicornios, mundos imaginarios, arcoíris, hadas, guerreros y seres malvados, su imagen de heavies germanos de finales de los 90. Es más, para los más puristas y exquisitos pueden ser en cierto modo casi una parodia, pero no, sencillamente nunca se han tomado ni las cosas ni a ellos mismos muy en serio, y quizás por eso su propuesta siga funcionando, aunque sigan en una cómoda segunda o tercera división.

Y como tal “M.E.T.A.L.” es sencillamente otro disco de FREEDOM CALL, sin más, con todo lo bueno y malo que eso conllevo: siguen sin ser ni los mejores músicos ni los mejores compositores… pero de vez en cuando un buen bocata de mortadela o un sándwich de pavo y queso nos quita el hambre divinamente, que no sólo de jamón 5 jotas o de solomillo y langosta se alimenta el heavy metal, ¿verdad? Chris Bay y compañía (recordemos que, aparte de él, el más veterano es el guitarrista Lars Rettkowitz, que lleva desde 2005) siguen adelante sin prisa y sin pausa. Décimo disco, más de 20 años de carrera y aún en pie, que sólo por eso merece que aún les sigamos la pista.

Se divierten y nos divierten con su propuesta sencilla y facilona y tal vez sea suficiente (sí, en la doble acepción de la palabra, que siendo justos el disco se queda en aprobado y ya). Pero en su sencillez funciona… siempre que no te des una sobredosis de “happy power” y “metal facilón”, claro, jeje. Su punto fuerte además es el directo, y este “M.E.T.A.L.” en el fondo no es más que una nueva buena “excusa” para volver a girar y a presentarnos sus nuevas y viejas canciones en directo en pocos días. ¿Qué le pido más a un disco normalmente? Rotundamente sí… ¿Qué nos puede servir para matar el hambre? Perfectamente también…

Freedom Call

¿Canciones? Para gustos como digo, desde las más tópicas y facilonas como “Fly with us” o el propio single “M.E.T.A.L.” (para gustos los colores, que funcionará, pero creo que se han pasado de topicazo en este caso), hasta las más rápidas (deudoras de su pasado en GAMMA RAY, ok) como “Days of glory” o “Spirit of Daedalus”, sin olvidarnos del punto para corear en directo de ”Sail away”, de lo mejor, o “Sole survivor” (no confundir con el clásico de HELLOWEEN, etapa Deris), para terminarlo. Aunque si tengo que elegir mi favorita del disco es la divertida y casi hardroquera “The ace of the unicorn”, melódica y “mueveculitos” al máximo.

En otro momento hablamos quizás de teclados disparados o de baterías programadas pero bueno, sin escuchas excesivas (con moderación al respecto) ni esperar una joya del estilo, es un nuevo buen disco marca de la casa. Siempre se les puede pedir más, pero está claro que la maquinaria FREEDOM CALL es ésta. Y oye, para muchos funciona, así que ¿quién soy yo para criticarlo o quitarles la razón a los defensores del happy power sencillo y facilón?

En pocos días nos lo presentan en directo, y ahí es donde sin duda suben enteros… Síguelos a través del universo, de su universo, como nos dicen en uno de los temas.

Texto: David Esquitino (david.esquitino@redhardnheavy.com)

Formación actual: Chris Bay – Guitarra y voz / Lars Rettkowitz – Guitarra y voz / Francessco Ferraro – Bajo / Timi Breideband – Batería.

Tracklisting:

Portada

  • 111 3:56
  • Spirit Of Daedalus 3:45
  • M.E.T.A.L. 4:20
  • Ace Of The Unicorn 3:21
  • Sail Away 3:57
  • Fly With Us 4:17
  • One Step Into Wonderland 3:26
  • Days Of Glory 3:28
  • Wheel Of Time 4:30
  • Ronin 3:47
  • Sole Survivor 4:22

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »