Crónica de unos LORDI (algo) irregulares, en Madrid

Estuvimos viendo a LORDI hace unos días en Madrid, dentro de su gira «Killection tour»… Aquí os lo mostramos y contamos, en la opinión de los hermanos Esquitino y bajo el ojo siempre certero de Boliche Angeles.

Lordi

LORDI + FLESH ROXON + AETERNITAS – Madrid, Sala Shoko (sábado 29-02-20)

Ya queda lejos el gran éxito que LORDI tuvieron tras ganar Eurovisión en 2006, el cual les lanzó a la primera plana gracias a su hard rock de gran nivel y su estética de terror (y eso que nosotros ya les teníamos controlados de antes, e incluso habíamos hecho reseña de sus dos primeros discos y su primera venida a España), y desde entonces bajaron su popularidad pero han ofrecido una gran regularidad en directo y en estudio, aunque quizás la chispa de los primeros discos ha ido decayendo. Aún así, la banda finlandesa presentaba su último disco “Killection” en la capital con una muy buena entrada en la sala Shoko.

AETERNITAS

AETERNITAS

Comenzaron muy pronto, y es que alguna vez hemos comentado que estas giras actuales de tres o cuatro bandas no sé si benefician a los primeros grupos (que encima seguramente paguen por estar ahí, pero bueno, eso sería otra discusión o debate). De hecho en este caso la prueba de sonido la tuvieron que hacer con el público entrando y eso que se retraso casi media hora la apertura de puertas.

Alemanes, y con 20 años ya de trayectoria, son una banda interesante de todas formas, aunque les vieron pocos, las cosas como son. Además, teniendo en cuenta que el combo alemán son 6 personas (dos guitarras, bajo, batería, teclado y cantante) y dada la parafernalia de LORDI (que veríamos poco después) casi no tenían espacio para moverse.

No sé si por nervios o por una prueba de sonido apresurada aquello no sonó demasiado bien (por ejemplo el micro de la cantante estaba demasiado alto), una pena porque es una banda interesante. Metal gótico un tanto generalista y poco personal, y se nota que les falta rodaje en rodaje, aunque también puede ser que las apreturas del comienzo y los retrasos como decimos les hicieran pagar el pato.

Decir, que basaron su set en temas del disco «Tales of the Grotesque» del 2018, sonando canciones interesantes como «The Raven» o «The Experiment», e incluso nos avanzaron una nueva canción llamada «The Birthmark». Bueno, les veremos en el futuro para juzgar mejor…

Vemos la galería de fotos de AETERNITAS en este enlace o debajo en el slider:

FLESH ROXON

FLESH ROXON

A las 20.00 de la tarde salían a escena FLESH ROXON, con un rock moderno a lo VOLBEAT que fue bien acogido por el público pero que personalmente no me dijeron nada. Su punto diferente era el cambio de bajo por contrabajo, lo que quedaba muy visual, pero entre su poco movimiento en el escenario, temas muy parecidos entre sí y un nivel técnico muy normalito hicieron que yo no entendiera su propuesta…

Temas como “Let´s alcohol”, “Beauty and the beast” y una versión, a su manera, de “What is love” de HADDAWAY sirvieron para aderezar la espera del plato principal de la noche. Rock escandinavo, mitad vintage / mitad actual, y una banda que pasaron por la Shoko sin pena ni gloria.

Vemos las fotos de FLESH ROXON en este enlace o debajo en el slider:

LORDI:

LORDI

Tras sonar por los altavoces “God of thunder” de KISS (los grandes referentes de LORDI… o al menos de su líder, creador e ideólogo, Mr. Lordi) se apagaron las luces y empezó a sonar como intro el último corte del nuevo álbum llamado “SCG10 I am here”. Como es costumbre en los álbumes de LORDI, las intros e historias de relleno en sus álbumes están muy trabajadas y ambientan muy bien los discos imitando cortes de películas de terror antiguas, entre otras cosas.

El primer tema en sonar fue “Horror for hire” del nuevo disco sobre un escenario un poco pequeño para la propuesta teatral pero suficiente, adornado con murales simulando una especie de castillo con las caras de los miembros de LORDI y una especie de puerta por la que el jefe entraría y saldría mostrando diferentes trucos escénicos. Mucho mejor la reacción y el rollo con “The riff”, uno de los temas más rotundos y directos de sus últimos discos, y de los que mejor funcionan en el set.

La banda sonaba muy potente pero el sonido no era nada claro, todo sonaba como saturado y sin dinámica, quizás queriendo imitar el sonido del disco, lo cual en mi opinión no fue una buena idea y fue algo que lastró todo el concierto. Por cierto, aparte del escenario en sí, muy trabajado, un puntazo el juego también de las pantallas imitando la sala principal de un gran castillo (o estancia en sí) que le daba mucha amplitud y un rollo visual muy chulo el escenario completo, jugando de lujo entre los elementos escénicos reales (los trajes de los músicos lo primero) y los efectos conseguidos por las pantallas… ¡Perfecto!

La banda tocó muy bien destacando el batería Mana, aunque al final los protagonistas son Mr Lordi y quizás la momia Amen, con un punto escénico también bastante preferente de la teclista, a modo de muñeca muerta, que quizás tenía menos incidencia en el sonido pero sí a nivel escénico. Y hay que decir, como curiosidad, que los trajes siguen siendo tan impresionantes como siempre, y la imagen del grupo intachable al respecto… pero se nota (afortunadamente para ellos) que los trajes son más ligeros y transpiran más que en sus primeros tiempos, jeje.

LORDI

Los primeros trucos escénicos llegarían de la mano de un medley del disco “Babes for breakfast”, con un actor/actriz vestido de “viejecita” en el tema “Granny´s gone crazy” (muy a lo KING DIAMOND y «Abigail», todo sea dicho, que LORDI no han inventado nada, ni seguramente lo pretenden, pero son maestros en seguir el legado visual, teatral y de shock rock de sus predecesores). Se notó el intento de ofrecer un espectáculo teatral pero fueron cosas muy sueltas y que no aportaban demasiado a nivel global, destacando sobretodo una sierra mecánica del señor LORDI que echaba humo, al menos en los primeros compases… El siguiente tema del nuevo disco sería “Shake the baby silent”, tras el que por fin llegaría uno de los pesos pesados como “Blood red sandman” muy bien recibido por el público.

El gran LORDI cumplió su labor como frontman y destacó especialmente vocalmente, cantando todo el concierto de manera sobresaliente y teniendo una gran conexión con el público, aunque quizás sus monólogos entre canción y canción fueron excesivos (ndr.: con bromas constantes y momentos muy divertidos también… y por si alguien tenía la duda de si hacía playback, pues no). El solo de batería estuvo bien haciendo alardes sobre una base medio electrónica y con unos cuantos trucos visuales como ruedas en movimiento delante de los parches de la batería o chispas. Puro LORDI, y deudor de los grandes maestros del shock rock, como nunca han ocultado los fineses, como puedan ser los WASP de antaño, ALICE COOPER o KISS, incluso KING DIAMOND (que era inevitable no ver analogías en el escenario con la producción de directo del Rey en los últimos años).

LORDI

En “Scare force one” LORDI salió con una gorra de piloto, por supuesto monstruosamente customizada tras lo cual el propio cantante presentó el siguiente tema del último disco, “Like a bee to the honey”, compuesto por el gran Paul Stanley (KISS) y Jean Beauvoir (CROWN OF THORNS y PLASMATICS), diciendo que era algo alucinante tener una canción en su disco de uno de sus máximos referentes. El setlist fue una de las cosas que “lastraron” el concierto, con muchos temas del último disco que no están al nivel de los primeros más otros de los últimos años que suenan un poco a hard rock “repetitivo”, aun así los temas clásicos demostraron porqué ésta banda tuvo su éxito devolviendo el hard rock al siglo XXI.

La banda tocó bien pero los solos de cada uno (excepto el del batería, que decíamos) quedaron muy sosos, con un nivel muy bajo sin aportar gran cosa. Por ejemplo en el solo de bajo teatralizaron como el bajista le sacaba el corazón a una actriz (ok, una chica de de la crew de LORDI) vestida de monje. El solo de guitarra y teclado estaban conectados pero fueron realmente aburridos ofreciendo un nivel técnico muy bajo. El gran “Hard rock hallelujah” elevó el nivel de la noche coreado por todo el público y para los bises dejaron los clásicos “Devil is a loser” y “Would you love a monsterman” cerrando un concierto irregular.

Una banda como LORDI lo ha tenido todo para triunfar: grandes temas y una propuesta teatral muy interesante, pero conciertos como el de Madrid mostraron una banda con detalles muy irregulares como un sonido saturado y “cansino”, unos trucos teatrales que no aportan demasiado, y un setlist con muchos temas pasables. Por el contrario el gran nivel vocal y presencia de Mr Lordi y sus clasicazos salvan un concierto que no estuvo mal… pero dejó una sensación de que podía haber sido mejor.

Esperemos que LORDI salgan del estancamiento en estudio y en directo en el que se encuentran para algunos en los últimos años.

Texto: Carlos Esquitino y David Esquitino / Fotos: Boliche Angels

Vemos las fotos de LORDI en este enlace o debajo en el slider:

LORDI

Set list LORDI en Madrid:

  • Intro: SCG10 I am here / Horror for hire
  • The riff
  • Medley: -Midnight lover
  • Granny´s gone crazy
  • Devil´s lullaby
  • Shake the baby silent
  • Blood red sandman
  • Solo batería
  • Scare force one
  • Like a bee to the honey
  • Naked in my cellar
  • Solo bajo
  • I dug a hole in the yard for you
  • Who´s your daddy
  • Solo guitarra
  • Solo teclado (Magistra Nocte)
  • Hard rock Hallelujah

Bises:

  • Devil is a Loser
  • Would you love a monsterman?

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »