Completa crónica: ALTER BRIDGE + HALESTORM + MAMMOTH WVH en Madrid

Los que fuimos el pasado viernes 18 de noviembre al  Palacio Vistalegre a ver a Alter Bridge, nos llevamos mucho más. Finalmente fueron tres fantásticos conciertos de rock n´roll más o menos actual pero a la vez clásico, que pasamos a relataros y mostraros: ALTER BRIDGE, HALESTORM y MAMMOTH WVH.

ALTER BRIDGE + HALESTORM + MAMMOTH WVH – Viernes 18 de noviembre (Palacio Vistalegre, Madrid)

Alter Bridge

Vamos a empezar con dos opiniones iniciales sobre la actuación de MAMMOTH WVH (con Wolfgang Van Halen a la cabeza), una de nuestra fotógrafa Ángeles Salmerón, que le encantan, y otra de la mano de Carlos Muñoz, que de hecho nos habla también de HALESTORM. Finalmente será Lorena Melchor la que se explaya largo y tendido del conciertazo de ALTER BRIDGE.

Vamos ya con esta completa y triple crónica:

MAMMOTH  WVH

La sorpresa de la noche vino de la mano de MAMMOTH WVH… o lo que es lo mismo, del proyecto de Wolfgang Van Halen, que había quedado en barbecho durante la enfermedad de su padre, el siempre recordado Eddie Van Halen, y que tras su fallecimiento ha tomado nuevo impulso.

Si alguien pensaba que MAMMOTH WVH haría algún tipo de concesión a VAN HALEN, recordemos que Wolfgang fue su bajista en la última época, está bastante equivocado pues  esa etapa está cerrada y bien cerrada. Lo que hacen MAMMOTH WVH es un hard rock moderno, fresco y renovado donde priman las armonías y el sentimiento tanto en lo musical como en lo vocal, y cuyos miembros saben hacer empastar sus voces con un gran sentimiento.

Mammoth WVH

Fueron tan sólo 35 minutos pero os aseguro que desde el minuto uno sorprendieron y lograron captar la atención de un público de lo más participativo y eso a pesar de casi no conocer los temas que presentaba la banda. Abrieron directamente con “Mammoth”, como el nombre de la banda y del disco, y ya desde el principio nos atraparon. Wolfgang Van Halen tiene una voz cálida pero al mismo tiempo contundente, y tanto a la guitarra como al piano, con el que ejecutó una parte de “Epiphany”, nos mostró un par de los instrumentos que domina (aparte de bajo y batería), y si además cuenta con unos compañeros de viaje como los guitarras Frank Sidoris y Jon Jourdan, Ronnie Ficarro al bajo y Garret Whitlock a la batería, tenemos una banda más que compacta y solvente.

En ese algo más de media hora también sonaron la alegre y pegadiza  “Think it Over”, la emotiva “Distance”, que salió  como primer single de su álbum debut. Y para cerrar  una actuación que nos supo a poco la verdad, el tema elegido fue “Don’t Back Down” con acompañamiento de palmas y saltos por parte del respetable.

Creo que dentro de poco habrá un nuevo disco de MAMMOTH WVH y sinceramente espero y deseo que vuelvan pronto por aquí, que pocas veces he visto que un grupo casi desconocido por estos lares, y que abre una larga velada con grupos ya consolidados, deje tan buen sabor de boca y de forma unánime.

Texto: Angeles Salmerón

Galería de fotos completa de MAMMOTH WVH en Madrid en este enlace.

Mammoth

Nos matiza Carlos Muñoz al respecto:

Aunque podría dar la sensación de que está donde está por quién es su padre, demostró no ser el caso. Su interpretación vocal fue extraordinaria, llena de matices y articulación, pero sin sobrecargarla. Como guitarrista, nos enseñó que es un músico de un gusto extraordinario, estaba donde tenía que estar en todo momento, y también había florituras pero sólo cuando aportaban a la actuación. Como “frontman”, la humildad en el escenario también hizo que se ganase nuestro respeto.

Mammoth coloreó el Vistalegre con una música, interpretación y actitud que sorprendió a todos, y que subió en listón aún más de lo que ya esperábamos escuchando su disco de estudio. Atentos al futuro (y presente), que esto pinta muy bien…

HALESTORM:

La segunda actuación de la tarde / noche fue la de HALESTORM. El público estaba inquieto porque la mayoría había venido a ver a ALTER BRIDGE, y quería dejarse de preliminares. Pero entonces sonó el rugido de “Lizzy” Hale por las PA´s del Vistalegre… No sabíamos de dónde venían pero de repente Lizzy salió sola, con su guitarra explorer ya colgada, micrófono en mano, llenando el escenario con su presencia brutal, y capturando nuestra atención de golpe.

Halestorm

Empezaron tocando temas como “The Steeple” o “Love Bites”, y Lizzy aprovechaba cualquier estrofa en que no tenía que tocar la guitarra para coger el micro, y recorrer el escenario buscando la complicidad con el público. Su hermano pequeño, Arejay Hale, tuvo también su momento de protagonismo con su solo de batería y su complicidad constante con el resto de miembros. Pero además de esto, quien le prestó atención durante todo el concierto pudo apreciar que es uno de estos baterías a los que se les hace poco estar sentado en el taburete tocando, y desbordan una energía que inunda todo el escenario.

El setlist estuvo tremendamente bien escogido: Con “I am the fire” crearon un clímax, con “Familiar taste of poison” bajaban la intensidad, y con “Amen” empezaban a preparar el final. La formación estadounidense demostró que no tiene puntos débiles, que es capaz de componer temas de todos los tipos, y llevarlos al directo de forma cautivadora.

Acabaron su actuación de forma potentísima con “Wicked Ways” y “I miss the misery”, y HALESTORM nos dejó a todos con la misma sensación: No nos parecieron unos teloneros. De hecho no nos costó mucho imaginárnoslos siendo ellos los que llenaban el Vistalegre.

Texto teloneros: Carlos Muñoz – @rockin_charlie

Galería de fotos completa de HALESTORM en Madrid en este enlace.

________________________________________________________________________

ALTER BRIDGE:

Alter Bridge

Cuando te enteras que la banda estadounidense ALTER BRIDGE viene de gira a España, después de tres años de su última visita, dos años de pandemia, en la que sus miembros han estado dedicados a sus proyectos paralelos, y siendo plenamente consciente que es una cita ineludible por la complejidad de verles en directo por estos lares, haces todo lo posible para no desaprovechar esa oportunidad. Así, cancelas planes, pides el día libre e incluso vendes tu alma al  mismísimo diablo si hace falta.

Es gratificante ver cómo una banda no tan veterana, si la comparamos con otras que también están girando por Madrid recientemente, ha cosechado un éxito tan notable que capaz de casi llenar de fans y curiosos un recinto como el Palacio de Vistalegre, con un aforo para más de 10.000 almas, y es que aunque la banda comenzó su andadura en 2004, a nosotros su vocalista Myles Kennedy ya nos había enamorado tres años antes con su breve, aunque memorable, aparición en el final de la película “Rockstar” (2001), protagonizada por Mark Wahlberg y Jennifer Anniston, que si no la has visto, no puedes perdértela, ya que también aparece, entre otros, un tierno Zakk Wylde desbarbado.

Pocos minutos antes de la hora prevista, unos cegadores poderosos focos blancos impactaron en todas direcciones, con esto y tan solo la portada de su último trabajo “Pawns & Kings” (2022) como telón de fondo, los de Orlando saltaron a las tablas con una seguridad y serenidad que no suelen reflejar otras bandas cuando saltan a escena, presentando un tema de su reciente disco, “Silver Tongue” que hizo de aperitivo para abrir boca a su nuevo setlist, seguida de la maravillosa “Addicted to Pain”. Ambas fueron la carta de presentación de su impecable directo, con un Myles Kennedy envuelto en humo como si estuviésemos en un sueño, gesticulando con sus manos pero sin perder una nota de sus solos de guitarra, cosa que particularmente se me antoja extraña, mal acostumbrada a ver a Myles en vivo como vocalista del archiconocido guitarrista Slash (GN´R).

Alter Bridge

Tan solo un acorde de “Before Tomorrow Comes” fue necesario para que los amantes de la banda reconociesen el tema y se pudiesen a acompañar con palmas acompasadas, Myles se mostró encantado con la espontánea reacción del respetable y espetó un “make some noise!” a sus seguidores  que hicieron lo propio con los coros.

Con un repertorio que no dio tregua, temazo a temazo, siguió la mágica balada “Broken wings”, entre luces tenues y  ya con Myles con el micro en la mano, paseando satisfecho por el escenario mientras el público cantaba al unísono como una sola voz. Los juegos de iluminación fueron realmente fascinantes, y con unas luces azules simulando hélices sonó “Wouldn’t You Rather” de su anterior disco, y en la guitarrera “Isolation” pudimos disfrutar del amplio rango vocal de Myles, mucho más de su labor a las voces quiero decir, ya que este ex-profesor de guitarra en Washington, el bajista Brian Marshall, su guitarrista Mark Tremonti y el batería Scott Philips, ya nos tenían de sobra a todos metidos en el bolsillo.

Aunque muchos seguimos sin saber exactamente cómo encasillar su sonido, entre el hard rock o el rock alternativo (post rock como dicen ahora) y mucho menos a los variopintos asistentes allí congregados, una mezcla entre fans acérrimos y curiosos que comentaban con sorpresa e ingenuidad “pues son buenos”, acertado comentario ya que después del tema a ALTER BRIDGE les llegó su recompensa con un desenvuelto “Oe, oe, oe” por parte del público. Palmas suaves para “Sin After Sin”, que bajó un poco la intensidad rockera pero sin perder el ritmo, y la preciosa “Water Rising” con las labores vocales delegadas casi íntegramente en el igualmente talentoso Tremonti.

Llegaba ya la recta final de su show con el tema homónimo de su recién editado disco “Pawns & Kings”, ejecutada siempre correctamente, meciendo al público con su monótona melodía para despertarnos del letargo con el golpe de sonido de “Metalingus” con Myles agarrando el pie de su micro al más puro estilo Axl Rose, acercándose a las primeras filas para hacer que todo el público en la pista se agachase en cuclillas, durante aproximadamente dos minutos eternos, para luego estallar en saltos y gritos.

Alter Bridge

Llegaba el turno para el momento emotivo de la noche, luces tenues alumbraban dos sillas altas en la escena donde Myles, con la mano en el corazón, y el guitarra Tremonti sacudieron nuestras almas con la bellísima balada “In Loving Memory” en acústico, y muchos de los que alguna vez dedicamos esa canción a la pérdida de un ser querido (Kevin García, 1991-2012, D.E.P.) tuvimos que aguantar las lágrimas.

Menos mal que aún quedaban tres temas que hicieron de oportuna catarsis para sanarnos de ese emocionante ese momento: “Blackbird” nos dejó totalmente en trance, la aclamada “Cry of Achilles” con la gente dando palmas entre algún inesperado pogo, y “Rise Today” que tocaron casi con oscuridad en escena.

Durante unos minutos la banda abandonó las tablas dejándonos con el sonido de unos acordes sostenidos en tensión en el aire, para enfocar la recta final de su descarga con un Myles acompañándonos en las palmas con “Ghost of Days Gone By”, y  nuevamente las luces blancas cegadoras del comienzo regresaron para anunciar el final con “Open Your Eyes” donde el carismático frontman nos hizo cantar a todos, dando así cierre a su concierto.

Nada malo se puede decir de su directo porque funcionan como una perfecta maquinaria sobre el escenario… La única pega sería si cabe para el sonido, suponiendo que una banda americana con el estatus de ALTER BRIDGE está más que acostumbrada a tocar en este tipo de recintos, pero esta noche no se consiguió el sonido esperado y reverberaba tanto que parte de la magia tristemente se diluía hacia el techo del palacio Vistalegre.

Texto ALTER BRIDGE: Lorena Melchor – @loremetalFotos: Angeles Salmerón

Galería de fotos completa de ALTER BRIDGE en Madrid en este enlace.

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »