Crítica del nuevo disco de BLIND GUARDIAN, “Beyond the red mirror”

En estos días hemos ido anticipando información del que ya es el esperado nuevo trabajo de los germanos BLIND GUARDIAN. De hecho, en esta noticia podemos leer algunas cosas interesantes sobre la historia del disco y el concepto detrás de este último álbum de los bardos. Pues bien, por fin ya tenemos aquí el disco y podemos leer la completa e interesante disco que hace del mismo Javier Paredes… A leer y a disfrutar! 

10262001_10152500821157113_5098096248344032175_nBLIND GUARDIAN: “Beyond the red mirror” (Nuclear Blast)

Sé de antemano que ésta va a ser una de las reviews más complicadas del año… porque hablar de un nuevo lanzamiento de BLIND GUARDIAN es hablar de máxima expectación, ilusiones cumplidas y un gran sector de fans defraudados, de nuevo. Y es que, incluido el que escribe, su anterior trabajo, “At The Edge Of Time”, supuso la vuelta de mucho público al universo GUARDIAN. Con un disco redondo, donde incluso los temas más complicados tenían una factura impresionante, y liderado aquel lanzamiento por un primer tema, “A voice in the dark”, que posiblemente sea lo que mejor han hecho BLIND GUARDIAN hasta hoy, la banda convenció a propios y extraños.

¿Se han contentado GUARDIAN con seguir el sendero de éxito continuista? No. La banda vuelve a complicar la vida a ese sector de público ávido de velocidad, algo más de “simplicidad” y caña. De hecho, si alguien está buscando esto, que ni se acerque al disco porque , en este sentido, sólo se salvan dos temas en lo que a velocidad y power se refiere. No, loo que tenemos delante de nuestros oídos es una pieza maestra, una pintura con mil capas, un ensayo de música con todas las letras, pero no apto para oídos fáciles.

“Beyond The Red Mirror” es complejo, oscuro, complicado, “progresivo”, absolutamente épico y de un barroquismo compositivo que, por tiempo, medios y capacidad, muy pocas bandas son capaces de alcanzar. Avisamos, BLIND GUARDIAN vuelven a reconstruirse a sí mismos, sonando como siempre, y como nunca. Dando un nuevo protagonismo a octavas graves y pasajes oscuros, y decenas de microestructuras dentro del mismo tema, pactando como nunca en relevancia con una orquesta y coro omnipresente en casi todos los temas. Esto, amigos, es épica del siglo XXI.

25178768-origpic-350fdcEl disco comienza con “The Ninth Wave”, una canción épica de casi diez minutos. Un coro completo abre el tema y va dejando entrar a la orquesta. Recuerdo absoluto a “Carmina Burana”… Entra la banda a medio tiempo y las guitarras de André Olbrich y Marcus Siepen suenan más graves que nunca. Rompe el tema y nos encontramos de cara con la propuesta actual de GUARDIAN. Un medio tiempo grandioso, con muchos cambios estructurales y un estribillo épico hecho para ser cantado. En el paladar se queda, al primer trago, la sensación de que esto va a ser un viaje complicado, denso y oscuro. Sobra decir la multitud de detalles de producción que tiene el tema, algo que va a ser una constante a lo largo del redondo.

“Twilight Of The Gods”, primer single del álbum, aprieta algo el acelerador, mostrando la cara más netamente power de BLIND GUARDIAN, algo que va a ser una excepción, como decimos. Tema directo, pero con continuos cambios de tiempo, siempre en un tempo acelerado y speedico, donde el batería Frederik Ehmke tiene que aplicarse a fondo. Las guitarras marcan continuos leads con ese sonido marca de la casa, y todo el tema se centra en un estribillo hecho para gustar. Temazo ganador que agradará al fan de la época clásica de la banda.

“Prophecies” es otro medio tiempo preciosista con mil arreglos vocales. Su textura se acerca mucho a los temas más acertados de su anterior trabajo. Laberíntico en su estructura, se nos obliga a estar atentos, ya que no encontramos el despliegue típico de verso-puente-estribillo. Todo en BLIND GUARDIAN se ha convertido complejo, variado y trabajado. “Prophecies” deja cuenta de ello. Uno de los mejores cortes del disco, sin duda.

“At The Edge Of Time” viene a continuación… aunque si alguien esperaba una reminiscencia a su anterior trabajo, que se olvide. Comienza el maridaje serio de la banda con orquesta, quedando las guitarras incluso al servicio del montaje sinfónico. Tema muy complicado, plagado de tensiones armónicas entre la línea vocal y la sección musical, de donde salen todos bien parados porque la banda tiene claro lo que se hace. Volvemos a incidir en lo comentado con anterioridad, que más que canciones en sí estamos ante mini-opus con multitud de partes que adquieren lógica y unión si se vuela sobre los distintos pasajes estructurando su complejidad. Éste en concreto es un tema de supremacía orquestal y épica desbordada, que requiere de muchas escuchas para disfrutar de todo lo que se nos viene encima. Acertados en la colocación de los cortes, el siguiente en caer es “Ashes Of Eternity”: Algo más rápido que los anteriores, GUARDIAN nos da un respiro con un tema, que, aunque no abandona la senda de la minuciosidad y el esfuerzo por la variedad, es más sencillo y directo de escuchar.

Comenté al principio de la review que sólo íbamos a encontrar dos cartuchos netamente power en este disco. “The Holy Grail” es uno de ellos, y aquí sí que encontramos a los BLIND GUARDIAN clásicos de toda la vida: Temazo brutal, perfectamente construido que tiene todo el aire de un tema que te podrías haber encontrado en cualquier disco pre -“Nightfall In Middle Earth”. Eso sí, con las guitarras más graves de lo que acostumbramos, sin duda para ayudar a Hansi Kürsch, que la edad no pasa en balde. Lo mejor de este disco, sin duda.

“The Throne” es otro de los temas donde la orquesta manda y genera el cuerpo central de la composición. Otro medio tiempo repleto de mil arreglos, donde la banda queda casi en un segundo plano, deslumbrados por la voluptuosidad de la sección orquestal. BLIND GUARDIAN tienen claro que su conjunción con la sinfónica es caballo ganador y en este disco lo explotan más que nunca. Seguimos con “Sacred Mind” un triste medio tiempo absolutamente precioso y decadente en su primera parte, que luego nos lleva a una oscuridad atresillada que apenas nos permite respirar. Composición que se prometía cálida, triste y sencilla, y termina por revelarse en otra cosa distinta.

1416251658_3

Así llegamos al gran tema del disco, “Miracle Machine”. Cuesta creer que a BLIND GUARDIAN se le haya escapado entre los dedos lo que, con unos arreglos de banda al completo, podría ser uno de las mejores composiciones que haya hecho la banda. Con la experiencia de GUARDIAN, entendemos que la han querido dejar así. Un tema maravilloso, tierno, con una línea vocal inmensa y cálida, arropada tan sólo por un piano y una sección de cuerda reducida casi a cuarteto. En su brevedad de tres minutos radica su belleza… y toca quitarse el sombrero ante lo que los teutones siguen siendo capaces de componer.

Y ya para cerrar… otra canción épica de diez minutos, ¡casi nada!: “Gran Parade” es la extravagancia orquestal llevada al extremo dentro de los paisajes que dibuja la banda. Grande, inmenso collage de partes y acuerdos entre voz, banda y orquesta, y es que hay que ser muy músico para componer algo como esta pieza con la que BLIND GUARDIAN se despiden hasta la próxima, y muy valientes para dejar esta joya justo al final del disco, cuando alguien con poca paciencia ha podido dejar ya de escuchar… Se hace el silencio y empiezan las dudas de la primera escucha. No sabes si algo del disco te ha gustado en especial, no diferencias bien entre partes y canciones… El asalto musical, sonoro, de producción, todo ricamente armado, ha sido tan inmenso que no queda otra: hay que volverlo a escuchar… y comenzar a disfrutar con la inspiración desbordada que han alcanzado BLIND GUARDIAN como músicos en los últimos años.

En definitiva, “Beyond The Red Mirror” es una obra de arte con mil caras, muy compleja y complicada. El acercamiento al universo del guardián ciego será peligroso, pero merecerá la pena. Eso sí, no corras, que esto es un disco como los de antes. Déjalo sonar dos, tres, cuatro veces, y ya a la quinta posiblemente te encontrarás “más allá del espejo rojo”.

Texto: Javier Paredes

294938-empTracklist del disco:

  1. “The Ninth Wave” 9:27      
  2. “Twilight of the Gods” 4:49
  3. “Prophecies” 5:24      
  4. “At the Edge of Time” 6:53      
  5. “Ashes of Eternity” 5:38      
  6. “Distant Memories” (Bonus track on limited editions and vinyl versions) 5:51      
  7. “The Holy Grail” 6:02      
  8. “The Throne” 7:53      
  9. “Sacred Mind” 6:21      
  10. “Miracle Machine” 3:02      
  11. “Grand Parade” 9:27      
  12. “Doom” (Bonus track on Earbook version) 5:51   

Comments

3 thoughts on “Crítica del nuevo disco de BLIND GUARDIAN, “Beyond the red mirror””

  1. Pingback: Noticias de WHITESNAKE, AVULSED, BLIND GUARDIAN, LIV KRISTINE, SOZIEDAD ALKOHOLICA, CALIBRE ZERO, AGNOSTIC FRONT, Perdida en los 80, MONSTER MAGNET, FUCK OFF… |
  2. Trackback: Noticias de WHITESNAKE, AVULSED, BLIND GUARDIAN, LIV KRISTINE, SOZIEDAD ALKOHOLICA, CALIBRE ZERO, AGNOSTIC FRONT, Perdida en los 80, MONSTER MAGNET, FUCK OFF… |
  3. Pingback: Se acerca la gira de BLIND GUARDIAN: fechas alemanas y españolas |
  4. Trackback: Se acerca la gira de BLIND GUARDIAN: fechas alemanas y españolas |
  5. Pingback: Bloque de noticias del lunes 11 de mayo 2015 |
  6. Trackback: Bloque de noticias del lunes 11 de mayo 2015 |

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Redhardnheavy utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »